48°F
weather icon Clear

Por fin, otra noche de inauguración para celebrar en Las Vegas Ballpark

Lo único parecido a cubrebocas que se necesitaron el martes en Las Vegas Ballpark fueron los que llevaban los catchers.

Eso fue todo lo que hizo falta para que la noche de apertura de los Aviators fuera declarada un éxito rotundo, incluso antes de que derrotaran a su rival Reno por 3-2 gracias a la sencilla carrera impulsada de Nate Mondou en la octava entrada.

Por una noche, y esperemos que por muchas más, se pudo sentir una sensación de normalidad al comenzar la 40ª temporada del calendario de béisbol triple A en Las Vegas. Por desgracia, durante la era del COVID, ese adjetivo para referirse al número de temporadas que el béisbol profesional ha existido en Las Vegas se ha convertido en una parte tan importante del léxico como “slugfest” y “pitch count”.

Esta fue la primera noche de apertura que se jugó como estaba previsto en Las Vegas Ballpark desde la inaugural de 2019. Si estuviste allí en esa noche ventosa y llevabas una gorra, lo más probable es que se te haya volado hasta la piscina que hay más allá de la valla del jardín central derecho.

La noche inaugural -y toda la temporada de ligas menores de 2020- fue cancelada por el COVID.

La del año pasado se retrasó hasta el 6 de mayo.

Habían transcurrido 606 días entre los partidos en el Las Vegas Ballpark, lo que no es precisamente la mejor manera de aprovechar el impulso generado por el bautizo de un nuevo ballyard con abundantes campanas y silbatos, que hizo que los Aviators establecieran su récord histórico de asistencia en 2019 a falta de 27 partidos en casa.

Perspectiva positiva

“Este año tendremos una temporada normal”, dijo el presidente de los Aviators, Don Logan, que ha estado en el club durante todas esas 40 temporadas del calendario, excepto la primera. “Vamos a ser positivos”.

Fue el lunes cuando Logan dijo eso, unas 30 horas antes de que el zurdo y reciente adquisición de los Aviators, Zach Logue, realizara el primer lanzamiento oficial (un foul strike de swing controlado a Alek Thomas, de Reno) de la temporada 2022 de la Liga de la Costa del Pacífico, que en 2021 se llamaba Triple A Oeste.

(Al parecer, los abogados que representan a la MLB, que ha luchado por el control de las menores, no estaban más equipados para hacer frente a la infracción de marcas y derechos de autor que el bullpen de los Baltimore Orioles para proteger una ventaja).

“Aforo al cien por ciento, la gente se siente más cómoda comiendo y bebiendo, aprovechando las mejores (concesiones) de todo el béisbol, probablemente”, dijo Logan cuando se le preguntó sobre lo que supondría para la fila de los Aviators una temporada sin el COVID. “La calidad del juego va a ser muy buena porque los A’s están en fase de reconstrucción, así que tenemos un montón de buenos jugadores aquí”.

“Han sido necesarios dos años, pero todos entienden el COVID. No va a desaparecer. Pero podemos ser inteligentes y coexistir con él y volver a vivir la vida, porque eso es lo que tenemos que hacer”.

Adaptación sobre la marcha

Coexistir con el COVID desde el punto de vista del béisbol era como intentar adelantar a dos o tres equipos durante una carrera por el banderín, dijo Logan. Rara vez tenías el control de tu destino.

“Algo sucedía en la Costa Este en la Liga Internacional, o en Iowa o en Louisville, y afectaba a lo que hacías ese día aquí”, dijo Logan. “Eso es duro, pero tenías que tenerlo en cuenta”.

El único asunto sobre Iowa con el que Fran Riordan ha tenido que lidiar han sido los textos y las llamadas telefónicas de sus compañeros empleados allí. Los I-Cubs abren la temporada en Búfalo, la ciudad natal del entrenador de los Aviators, y todos querían saber dónde ir a comer alitas de pollo y carne asada servida en un panecillo Kimmelweck.

“No hemos tenido un comienzo de temporada normal desde 2019, y es algo hermoso”, dijo Riordan, que comienza su tercera temporada -cuarta en el calendario- en Las Vegas. “No tener que seguir los protocolos (de salud) que hemos tenido los dos últimos años es refrescante. Los chicos están emocionados”.

Las bolas rápidas rozaban las 95 mph en la pistola de radar el martes por la noche, y la temperatura era de 85º F en el termómetro. Hubo un jonrón impulsado por el viento en la parte alta de la primera entrada, Finn el Perro Murciélago recibió una de las mayores ovaciones, se sirvieron montones de nachos en cascos de bateo de plástico y todos los asistentes a la anunciada multitud de 8,475 recibieron un imán para refrigerador de regalo con el calendario de los Aviators.

En otras palabras, volvió a parecer una temporada de béisbol normal.

No te pierdas las noticias más relevantes. Síguenos en Facebook.
LO ÚLTIMO
José Canseco se encuentra “emocionado”

El audaz empresario que una vez dejó caer $5,000 desde un helicóptero, como parte de una extravagante promoción de captura de dinero en efectivo y luego fue recompensado con una mención en “SportsCenter” de ESPN, está haciendo girar su rotor promocional nuevamente.

La ambición le costó al “Canelo”

El reino abarcaba las divisiones de 160 y 168 libras. Eso es lo que “Canelo” Álvarez ha dejado claro durante su reinado como gobernante de la libra por libra del boxeo.