87°F
weather icon Clear

Rosen frustrada por la retirada de Afganistán

WASHINGTON — La senadora Jacky Rosen expresó el martes su frustración a los líderes militares de Estados Unidos por el estancamiento de los esfuerzos para ayudar a evacuar a la gente de Afganistán y el fracaso de las fuerzas estadounidenses para proporcionar seguridad a los que huyen del país devastado por la guerra durante los últimos días de la retirada.

Rosen, demócrata por Nevada, le dijo al secretario de Defensa, Lloyd Austin, al general Mark Milley, jefe del Joint Chiefs of Staff, y a otros generales que testificaron ante el Senate Armed Services Committee que se cometieron “graves errores” en la retirada.

Dijo que sus intentos de trabajar con el U.S. Central Command y el Afghanistan Task Force para encontrar y ayudar a evacuar a la gente de Afganistán habían fracasado en ocasiones.

Rosen, miembro del Armed Forces Committee, dijo que se sentía frustrada por la incapacidad de Estados Unidos de proporcionar una vía segura en Kabul para que quienes tuvieran la aprobación del Departamento de Estado pudieran llegar al aeropuerto y salir después de que los talibanes tomaron el control.

Trabajar con los constituyentes

En una entrevista con el Review-Journal tras la audiencia, Rosen dijo que trabajaba en nombre de los nevadenses para ayudar a sus seres queridos atrapados en Afganistán.

Aunque un total de 124 mil personas fueron finalmente evacuadas, otras permanecen.

Rosen dijo que seguiría trabajando con el “Departamento de Estado, el Departamento de Defensa, quienquiera que tenga la responsabilidad de conseguir que todos los que siguen en Afganistán sean evacuados y estén en un lugar seguro”.

Sigue preocupada por las mujeres en Afganistán bajo el régimen islámico fundamentalista y las condiciones impuestas por los líderes talibanes.

Durante la audiencia, Milley le dijo al panel del Senado que había recomendado la permanencia de 2,500 soldados para ayudar al gobierno afgano a evitar el colapso provocado por los talibanes, que rápidamente se apoderaron del país cuando las fuerzas militares estadounidenses se fueron.

Las multitudes se agolparon en el aeropuerto cercano a Kabul. Se produjo caos. Los líderes militares dijeron que estaban sorprendidos de que el país cayera tan rápidamente. Milley dijo que recomendó al presidente Joe Biden que las tropas permanecieran más allá de un plazo autoimpuesto, pero Biden se aferró a un plan de salida en agosto.

Biden ha dicho que estaba siguiendo un acuerdo negociado con los talibanes por la administración Trump para retirarse a cambio de un alto el fuego. El acuerdo establecía inicialmente una fecha límite en mayo, que Biden retrasó a agosto.

Los republicanos critican la medida

Los republicanos preguntaron a los generales sobre la recomendación de mantener algunas tropas en el lugar, y la decisión de Biden de retirar en cambio todas las fuerzas. La senadora Marsha Blackburn, republicana por Tennessee, calificó la retirada de “caótica y vergonzosa”.

En la Cámara de Representantes, el representante Mark Amodei, republicano por Nevada, calificó la retirada como una vergüenza no solo para la administración de Biden, sino también para los servicios militares y de inteligencia, y para la administración de Trump. El caótico final de la guerra de 20 años también suscitó críticas de los demócratas.

En defensa del presidente, la portavoz de la Casa Blanca, Jen Psaki, dijo a los periodistas el martes que los generales y los asesores estaban divididos sobre la conveniencia de dejar algunas tropas en el lugar. Y señaló que tanto Austin como Milley declararon que si las tropas se quedaban habría habido un ataque de los talibanes.

Biden no quería arriesgarse a tener más bajas, dijo.

“En última instancia, tuvo que tomar una decisión sobre lo que era mejor para los intereses de Estados Unidos”, dijo Psaki.

Aunque Rosen está frustrada y preocupada por el control talibán de Afganistán, defendió la acción de Biden para proteger al personal militar estadounidense que habría estado “en peligro si nos hubiéramos quedado más allá de la fecha límite del 31 de agosto”.

“Les recuerdo a todos que el acuerdo de Doha se hizo en la primavera de 2020”, dijo Rosen. “El presidente Trump hizo ese acuerdo, y el presidente Trump no nos dejó muchas buenas opciones”.

Pero los republicanos y el propio presidente Trump criticaron a Biden por el procedimiento de retirada, diciendo que debió haber considerado la evacuación de los ciudadanos estadounidenses y del personal del gobierno antes de sacar a la mayoría de las tropas del país.

LO ÚLTIMO
Tribunal Supremo: los expresidentes gozan de amplia inmunidad

En una sentencia histórica de 6-3, los magistrados devolvieron el caso de Donald Trump al tribunal de primera instancia para reglamentar lo que queda del encausamiento del abogado especial Jack Smith contra Trump.