62°F
weather icon Partly Cloudy

El maltratado campo de los Raiders recibe un cambio para el Super Bowl

La NFL comenzó a preparar el Allegiant Stadium esta semana para el Super Bowl, y el campo de césped natural de los Raiders está en la lista de pendientes de la liga.

Parte del proceso de un mes de duración que la NFL comenzó el lunes para tener el estadio listo para el partido del 11 de febrero incluye volver a asfaltar el campo.

“Habrá un campo completamente nuevo”, dijo Sam Joffray, director ejecutivo del Comité Anfitrión del Super Bowl de Las Vegas. “Es lo habitual. Independientemente del estado del césped de la temporada regular anterior, tienen que colocar el césped específico para el Super Bowl”.

La hierba que se usará para el partido procederá de una granja de California y es una variedad híbrida de Bermuda.

Probablemente sea una buena noticia para muchos, después de la atención que recibió el estado de una parte del campo durante la final de la temporada regular de los Raiders contra los Denver Broncos el pasado domingo.

Aunque el campo en sí parecía estar verde y sano, partes de la zona de anotación sur publicadas en las redes sociales mostraban signos de desgaste.

Al igual que el estadio de los Arizona Cardinals en Glendale, Arizona, sitio del Super Bowl 2023, el campo de los Raiders se asienta sobre una bandeja que se mueve dentro y fuera del estadio. El césped permanece fuera la mayor parte del tiempo, lo que le permite recibir luz solar natural para promover el crecimiento, y se traslada al interior del estadio antes de los partidos.

El año pasado, el campo de Arizona se convirtió en un tema polémico durante la victoria de los Kansas City Chiefs sobre los Philadelphia Eagles. Los jugadores dijeron que la superficie era resbaladiza, y muchos de ellos fueron mostrados perdiendo el equilibrio.

“Si observas la grabación, todo el mundo resbalaba en ambos lados, tanto nosotros como ellos”, declaró Hassan Reddick, linebacker de los Eagles, tras el partido.

Según reportes, el campo fue regado en exceso antes de ser trasladado al State Farm Stadium y no se le dio suficiente tiempo para secarse a la luz del sol.

Con la atención que despertaron las condiciones del campo, la NFL quiere asegurarse de que no vuelva a ocurrir cuando los equipos de la AFC y la NFC se enfrenten en Las Vegas.

Una vez que el campo haya sido resembrado, se someterá a numerosas pruebas hasta el día antes del partido.

No te pierdas las noticias más relevantes. Síguenos en Facebook.
LO ÚLTIMO