87°F
weather icon Clear

Fieles del sur de Nevada celebran Pascua: “Jesús está vivo”

Mientras el amanecer se abría paso hacia una dorada salida del sol el domingo de Pascua, los borregos cimarrones pastaban sobre la hierba que rodeaba tres cruces de madera plantadas en un parque de Boulder City.

Los animales parecían despreocupados mientras un par de centenares de sus compañeros humanos, sentados en sillas de jardín, bancos del parque y la fresca hierba de la mañana, adoraban y proclamaban: “¡Ha resucitado!”

Tras dos años de pandemia, en los que la tradición se vio obstaculizada por las restricciones a las casas de culto, los creyentes del sur de Nevada volvieron el domingo a honrar la “resurrección de Cristo” a pleno rendimiento.

“Estoy muy emocionada porque estuvo en pausa durante un par de años”, dijo Susan Reams sobre el evento anual de Boulder City en el parque Hemenway, que tiene vistas al lago Mead. “Así que fue muy emocionante volver”.

Reams describió las cancelaciones del evento de los dos últimos años como “desgarradoras”.

“Es bueno volver a ver a toda la gente reunida en una confraternidad”, añadió, cada vez más emocionada.

Sue y Phil Garr son habituales de la ceremonia.

“Es la única vez que nos levantamos tan temprano”, dijo la mujer.

Residentes en un vecindario de los alrededores, el matrimonio llegó al parque cinco minutos después de salir de casa.

“Creo que es un tremendo recordatorio del Medio Oeste”, dijo Phil Garr sobre el servicio. Añadió que los borregos cimarrones también fueron una “gran atracción”.

Misa en Historic Westside

A última hora de la mañana del domingo, los feligreses se agolparon en la Victory Missionary Baptist Church del Historic Westside. Era necesario llevar cubrebocas y comprobar la temperatura, y había pocos asientos libres en el edificio con capacidad para 500 personas.

“¡Jesús está vivo!”, proclamó el reverendo Sean Taylor antes de dirigir un sermón y entusiasta sobre la Pascua.

“Te damos las gracias por Jesús; te damos las gracias por la gracia”, predicó Taylor. Los congregantes gritaron “amén” y “aleluya”.

“Te damos las gracias por la victoria que conquistó el pecado, la muerte, el infierno y la tumba”, añadió Taylor. “Y celebramos que hayas enviado a Jesús. A cambio de nuestra culpa nos diste la gracia. A cambio de nuestra disposición funesta, nos diste amor incondicional”.

Taylor pasó a recitar todos los capítulos del Evangelio de Juan, salpicando referencias modernas que cautivaron al público.

Al final del sermón de 30 minutos, Taylor elevó su voz al hablar de la redención: “Jesús entró en tu armario, abrió la puerta, sacó todos tus esqueletos, puso tus esqueletos en la cruz y dijo tetelestai: ¡pagado por completo!”.

“Y si confías en él, ya no tenemos que hablar de tus esqueletos”, gritó antes de empezar a cantar. El sonido de la banda en vivo reverberó en la sala.

El fiscal general de Nevada, Aaron Ford, asiste a esta iglesia desde hace unos 20 años.

“Fue estupendo volver a la casa de Dios”, dijo. “Disfruté mucho del coro, disfruté de la predicación, disfruté de estar con mi familia, para poder estar aquí celebrando a Dios”.

Gwendolyn Scotton, que llevaba un elegante vestido verde y una corona de iglesia a juego, dijo que lleva asistiendo a la iglesia desde que estaba en el “vientre materno”, y que se alegraba de haber vuelto para un servicio de Pascua con aforo completo.

“Me encanta el pastor Sean”, dijo. “Es increíble”.

Al preguntársele qué significa para ella el día santo, Scotton dijo: “Todo lo que sé es adorar al Señor, y vivir una buena vida, y ser cristiana y amar a todos y tratar a todos bien. Y eso es lo que recibo de la iglesia de aquí”.

LO ÚLTIMO
Cómo financió Steve Wynn el primer megaresort de Las Vegas

El Mirage, que cerrará sus puertas el 17 de julio, reajustó los estándares de la industria en cuanto a la forma de hacer realidad los conceptos de casinos de ensueño.