49°F
weather icon Clear

40 años en Piero’s: Momentos mágicos de Las Vegas y un plato magistral

Es una primavera de celebración para uno de los restaurantes más venerables y famosos de Las Vegas: Piero’s Italian Cuisine. Este lugar de encuentro nocturno lleva 40 años recibiendo a comensales, algo notable en una ciudad que cambia rápidamente y en la que los restaurantes pueden ir y venir con rapidez.

Y lo que es aún más notable, Piero’s ha sido propiedad independiente de Freddie Glusman desde su fundación, en lugar de una gran corporación o un holding de restaurantes.

“Abrí Piero’s en 1982 en Karen Avenue”, dijo Glusman, nacido en Canadá y empresario del sur de Nevada desde 1957. En 1987 trasladó el restaurante a su conocida ubicación, frente al Las Vegas Convention Center. Evan Glusman, su hijo, maneja el establecimiento con él.

Es difícil adivinar el tamaño de Piero’s desde el exterior, pero es enorme por dentro: 350 asientos llenan los 18 mil pies cuadrados del restaurante, pero tiene un ambiente íntimo, iluminado por velas. En sus seis comedores separados, las paredes están adornadas con abundantes obras de arte, incluidas litografías de colores llamativos de Aldo Luongo. Es una delicia visual.

Incontables millones de personas que nunca han cenado en Piero’s han tenido una visión memorable del restaurante. Es en una famosa e intensa escena con Robert De Niro, Sharon Stone y Joe Pesci en la obra maestra del cine de mafia de Martin Scorsese de 1995, “Casino”.

Desde el estreno de la película, una mesa en particular se conoce como la cabina de Sharon Stone.

“Recibimos muchas peticiones al respecto”, dijo Evan Glusman.

Puede que “Casino” sea una película de ficción, pero contiene una pizca de realidad, ya que uno o dos mafiosos han hecho girar los linguini con sus tenedores en Piero’s. Evan relató una noche de 2005 en la que agentes del FBI y de la DEA llevaron a cabo una operación sin previo aviso contra dos policías retirados de la Ciudad de Nueva York -que resultaron ser asesinos de la mafia- en la misma sala de la Sharon Stone Booth, que también tiene un bar.

“El bar estaba lleno de gente que no encajaba necesariamente, definitivamente eran federales”, dijo. “Estaban sentados allí, y se dieron la vuelta con sus AR-15s. La artillería pesada salió en medio del restaurante, los arrestaron y se fueron”.

Freddie recuerda la dramática velada con un comentario sobre los agentes federales: “Cuando se fueron, no le dieron propina al valet”.

Recibiendo famosos

A lo largo de las décadas, Piero’s ha recibido a innumerables dignatarios, incluidos los ex presidentes George W. Bush y Bill Clinton. Artistas como Frank Sinatra, Jerry Lewis, Luciano Pavarotti, Blake Shelton, Carrie Underwood y Justin Timberlake han cenado allí. También es un lugar favorito en los círculos deportivos profesionales, ya que numerosos Golden Knights y Raiders han sido invitados, junto con Mike Tyson, Dana White y muchos otros. Incluso existe la “Tarkanian Room”, un homenaje al famoso entrenador de básquetbol de la UNLV, Jerry Tarkanian.

En general, Piero’s es uno de los lugares de encuentro favoritos de los que impulsan el negocio en Las Vegas para cenar en relativa oscuridad, un refugio en el que los famosos no tienen que preocuparse de ser molestados en sus mesas por fans que quieren selfies con ellos, dijo Evan.

“Esto es como Suiza”, dijo Evan. “La gente se siente segura aquí”.

Dejando a un lado el ambiente, los comensales de Piero’s llenan las mesas todas las noches gracias a los contundentes platos del restaurante, como los agnolotti (raviolis redondos de espinacas y ricotta servidos con una cremosa salsa alfredo) caseros. Otros clásicos son la salsa de los domingos (rigatoni con albóndigas salteadas con tomate, salchicha italiana y una porción de ricotta) y los langostinos jumbo al ajo.

Pero, sin duda, el ossobuco es la obra maestra más destacada de la casa: muslo de ternera estofado servido con una guarnición de deliciosos fetuccini. Todas las noches se hace una exhibición espectacular, incluyendo un pequeño tenedor para sacar parte del delicioso tuétano del hueso.

“Solo puedo imaginar cuántos osso bucos hemos servido en 40 años”, dijo Evan.

Para acompañar estos platos (y el resto del menú), Piero’s tiene una amplia y variada colección de vinos, tanto en botellas como en copas individuales.

“Apuesto a que tenemos una de las mayores selecciones de vinos por copa de la ciudad”, dijo Evan.

Piero’s también cuenta con el “Monkey Bar”, que se completa con arte humorístico de temática simiesca. Es un rincón apartado donde se han agitado muchos martinis a lo largo de los años. También ofrece música lounge en vivo los viernes y sábados por la noche.

Experiencia personalizada

Tanto el padre como el hijo destacan el carácter familiar del negocio y que muchos de sus empleados llevan muchos años trabajando en Piero’s, especialmente los capitanes que se encargan de los comedores. El restaurante ofrece a sus comensales una experiencia personalizada, no corporativa, que es difícil de encontrar en el Las Vegas contemporáneo.

“Nos enorgullecemos de un gran servicio, y estos chicos llevan aquí 10 o 12 años. Hace falta mucho para convertirse en capitán”, dijo Evan. “Es de la vieja escuela en ese sentido: cada capitán es un poco diferente”.

Una noche cualquiera, Piero’s bulle de entusiasmo cuando su personal de cocina y comedor se presenta en una especie de ballet para sus felices clientes, ya sean nevadenses de la zona, personalidades visitantes o el público de la cuenta de gastos del Centro de Convenciones.

“Es como el viejo Las Vegas”, dijo Freddie.

“Hay mucha energía: es un restaurante divertido”, dijo Evan. “Piero’s es mágico”.

Echando la vista atrás a cuatro décadas llenas de acontecimientos, ¿tiene Freddie algún recuerdo favorito en Piero’s?

“Todos han sido buenos momentos. Todo ha sido bueno para mí”, dijo Freddie.

¿Y el nombre?

Obviamente, el restaurante no se llama “Freddie’s”, así que algunos se preguntarán por qué se llama Piero’s. El nombre proviene de los primeros meses del restaurante, cuando Glusman tenía una relación comercial con el chef Piero Broglia. La asociación se disolvió en poco tiempo, pero el nombre se mantuvo.

Broglia se convirtió en un restaurantero del sur de Nevada por derecho propio, siendo dueño de varios restaurantes conocidos a lo largo de los años. Murió a los 80 años el 31 de marzo.

Piero’s está abierto para cenar de 5:30 a 9 p.m. de martes a sábado.

No te pierdas las noticias más relevantes. Síguenos en Facebook.
LO ÚLTIMO
El buffet cerrado de Aria reabrirá como salón de alimentos global Proper Eats

Aria pudo simplemente haber renovado y reabierto el buffet, pero sustituirlo por un salón de alimentos parece más moderno, más acorde con el deseo de los comensales de experimentar múltiples tradiciones culinarias bajo un mismo techo, dijo Andy Masi, fundador de Clique Hospitality.

 
10 lugares para celebrar el Día Nacional del Tequila

Para brindar por el Día Nacional del Tequila el domingo, aquí hay 10 lugares en todo el valle donde se puede celebrar la ocasión con una animada fiesta.

Hello Kitty Cafe abrirá su segundo local en Nevada

El centro comercial Fashion Show subió en la escala de la ternura con la incorporación del Hello Kitty Cafe de Sanrio, cuyo segundo local en Nevada abrirá al público allí a las 11 a.m. del 8 de julio.