65°F
weather icon Cloudy

El sindicato de maestros operó sin licencia comercial durante casi dos años

La Asociación de Educación del Condado Clark (CCEA) operó sin una licencia comercial activa durante más de 20 meses hasta que se emitió un certificado de restablecimiento la semana pasada.

El sindicato de maestros entró en suspensión de pagos en septiembre de 2021 tras no renovar su licencia, que posteriormente fue revocada, según los registros de la Oficina de la Secretaría de Estado de Nevada. Fue restablecida el 17 de mayo.

El quinto distrito escolar más grande de la nación presentó una queja contra el sindicato el 17 de mayo ante la Junta de Relaciones Gubernamentales entre Empleados y Administración del estado sobre el tema de la licencia.

Las negociaciones contractuales entre el Distrito Escolar del Condado Clark (CCSD) y el sindicato este año no han comenzado, dijo Tod Story, jefe de comunicaciones del distrito. El actual acuerdo de contrato se extiende hasta el 30 de junio.

“Como agencia gubernamental a la que se confían dólares públicos, debemos asegurarnos de que aquellos con los que negociamos son responsables y operan legalmente de acuerdo con las leyes de Nevada y del gobierno federal”, escribió Story en una declaración el miércoles al Las Vegas Review-Journal.

El 11 de mayo, el distrito envió una carta a CCEA en la que expresaba su preocupación por la situación legal del sindicato y solicitaba información, como los expedientes estatales y federales.

“Los documentos que solicitamos a CCEA son públicos y deben ser proporcionados si quieren negociar en nombre de nuestros empleados de forma creíble y responsable”, escribió Story.

CCEA, que representa a más de 18 mil empleados con licencia, alega que el distrito está tomando represalias después de que el sindicato publicó recientemente los resultados de una encuesta que muestra que la mayoría de los encuestados no tienen confianza en el superintendente Jesús Jara.

La semana pasada, el concejo representativo de CCEA también aprobó por unanimidad una resolución en la que se le pedía a Jara renunciar.

El sindicato dijo en una declaración el miércoles al Review-Journal que tiene licencia para hacer negocios en Nevada y ha sido el agente exclusivo de negociación durante más de 60 años.

“El CCSD lo sabe y está obligado por ley a negociar con CCEA”, escribió el sindicato. “De hecho, CCEA y CCSD han comenzado las negociaciones con fechas adicionales programadas para después de que la Legislatura de Nevada apruebe el presupuesto de educación”.

Queja estatal

En enero, el director ejecutivo de CCEA, John Vellardita, envió una carta al distrito diciendo que el sindicato tiene la intención de negociar un sucesor de su convenio colectivo, según la denuncia presentada ante el estado.

Sin embargo, el 20 de abril el distrito se dio cuenta de que la situación legal del sindicato podía estar en entredicho, según la denuncia.

El distrito le pidió al sindicato que facilitara información antes del 16 de mayo, pero no recibió respuesta en el plazo establecido.

El distrito le solicita a la Junta de Relaciones entre Empleados Públicos y Administración que ordene al sindicato presentar la información solicitada y que declare que el sindicato “ha incurrido en una o más prácticas laborales prohibidas”, según la demanda.

El sindicato le respondió al distrito el 18 de mayo, un día después de que se presentara la denuncia ante el Estado.

En la carta obtenida por el Review-Journal, el abogado del sindicato Steve Sorensen dijo que la correspondencia era una respuesta a la “solicitud de información ilegítima” del distrito.

La solicitud es “un intento de descarrilar el proceso de negociación y una represalia porque CCEA reportó los resultados de nuestra encuesta sobre el superintendente Jara”, escribió Sorensen.

Bajo la ley estatal, las solicitudes de información se limitan a temas obligatorios para la negociación y ninguna de la información solicitada por el distrito entra en esa categoría, según la carta.

El CCSD archiva la reserva del nombre

Los registros estatales muestran que el distrito presentó un formulario reclamando el nombre de “Asociación de Educación del Condado Clark” el 20 de abril ante la Secretaría de Estado de Nevada. El sindicato más tarde tuvo su licencia restablecida bajo el nombre de “CCEA”.

El distrito informó al sindicato de la presentación en una carta del 11 de mayo, que el Review-Journal obtuvo a través de una solicitud de registros públicos.

En un correo electrónico enviado al distrito el 15 de mayo, un abogado del sindicato pidió al distrito que le comunicara el nombre.

En una respuesta del mismo día, David Hall, negociador jefe del distrito y consejero general adjunto, escribió: “Como solo nos hemos reservado los derechos sobre el nombre para proteger a los profesores del CCSD, estaremos encantados de divulgarlo. Esta fue nuestra intención desde el principio; no queríamos que otra entidad interviniera y se aprovechara del estatus revocado de CCEA”.

En su declaración del miércoles, el sindicato alega que el distrito presentó la reserva de nombre bajo “razones fraudulentas”.

“Estamos seguros de que la oficina de la Secretaría de Estado hace cumplir la presentación por razones fraudulentas, y CCEA está tomando las acciones legales apropiadas”, escribió el sindicato. “Sin embargo, no es coincidencia que CCSD esté involucrado en este comportamiento”.

El sindicato ha sido “muy público” sobre los resultados de no confiar en Jara, dijo.

“Habrá un nuevo contrato negociado entre CCEA y CCSD”, dijo el sindicato. “Si Jara es el superintendente en ese momento es una pregunta que debe hacerse”.

No te pierdas las noticias más relevantes. Síguenos en Facebook.
LO ÚLTIMO