92°F
weather icon Clear

Empujar y tirar: demócratas y republicanos compiten por soluciones de vivienda

Actualizado March 26, 2024 - 3:01 pm

Demócratas y republicanos de Nevada están jugando un juego de estira y afloja cuando se trata de la crisis de la vivienda, discutiendo quién es el culpable de los altos costos de la vivienda, y quién tiene las ideas que solucionarían el problema.

La semana pasada, el gobernador republicano Joe Lombardo envió al presidente Joe Biden una carta antes de la visita del presidente al estado para hablar de la vivienda, pidiéndole liberar más tierras federales en Nevada para la construcción de viviendas y criticando su administración por lo que Lombardo considera como políticas que restringen el crecimiento.

Los demócratas respondieron el lunes culpando a Lombardo de la crisis de la vivienda en Nevada, a pesar de la escasez de viviendas asequibles que existía mucho antes de que él asumiera el cargo.

“Para ser claros, Joe Lombardo tiene la responsabilidad de la crisis de la vivienda de Nevada, y punto”, dijo la presidenta del Partido Demócrata del Estado de Nevada y asambleísta Daniele Monroe-Moreno durante una conferencia de prensa, junto con la asambleísta Venicia Considine y algunos adultos mayores de Nevada, el lunes.

En concreto, se refirió a su veto a varios proyectos de ley relacionados con la vivienda durante la última sesión legislativa. Esos proyectos de ley incluyen el Proyecto de Ley 298 de la Asamblea, que habría limitado los aumentos a las rentas a no más de un 10 por ciento para los adultos mayores; el Proyecto de Ley 340 de la Asamblea, que habría establecido un nuevo procedimiento de desalojo sumario para los inquilinos; y el Proyecto de Ley 218 de la Asamblea, que prohibía a un propietario cobrar a un inquilino una cantidad que exceda el importe de la renta en virtud del contrato de arrendamiento por escrito.

Otro proyecto de ley, el Proyecto de Ley 335 del Senado, habría continuado una medida de prevención de desalojos que retrasaba temporalmente los desalojos sumarios hasta 60 días para las personas con solicitudes pendientes de ayuda para la renta. Desde que Lombardo vetó ese proyecto de ley, se concedieron más de 30 mil desalojos en Nevada, dijo Monroe-Moreno.

En sus mensajes de veto a esos proyectos de ley de vivienda, Lombardo dijo que imponían cargas onerosas a los mercados de renta residencial de Nevada y creaban obstáculos adicionales para los propietarios.

Cuando se le preguntó si apoyaba la sugerencia de Lombardo de ceder terrenos federales para viviendas, Monroe-Moreno dijo que es algo que hay que estudiar y hablar con la delegación federal de Nevada. No todas las tierras federales son habitables, y las cuestiones ambientales también tienen que ser consideradas, dijo.

“Esa no es la única solución para nuestros problemas de vivienda aquí en Nevada”, dijo.

La conferencia de prensa del lunes también sirvió como plataforma para que los demócratas de Nevada alentaran a los electores a elegir a los demócratas para todos los cargos en la boleta electoral de 2024, prometiendo reducir los costos de la vivienda.

“Con su ayuda y con su voto, vamos a elegir a la gente de la Legislatura del Estado que tiene sus mejores intereses en mente y que finalmente dará a las familias de Nevada un poco de alivio”, dijo Monroe-Moreno.

Lombardo, quien rompió el récord de un gobernador de Nevada vetando la mayor cantidad de proyectos de ley en una sola sesión en 2023, corre el riesgo de perder ese poder de veto en noviembre si los demócratas aseguran una supermayoría en la Asamblea y el Senado estatal. Los demócratas ya tienen una mayoría absoluta en la Asamblea y están a solo un escaño de conseguirla en el Senado.

El gobernador no estuvo disponible para una entrevista el lunes, pero dijo en un comunicado que su administración ha trabajado para hacer frente a la disponibilidad de viviendas a través de la maximización de las inversiones a través de la División de Vivienda de Nevada y la reducción de las cargas reglamentarias para los urbanizadores.

“Mi administración está luchando para aumentar la oferta disponible de viviendas en nuestro estado, que es un componente crítico de la reducción de costos, y para garantizar oportunidades de vivienda para todos los nevadenses”, dijo en el comunicado.

A través de la División de Vivienda de Nevada, el estado ha autorizado más de 420 millones de dólares en bonos para construir y preservar más de 2,400 viviendas de renta, y 200 millones de dólares en bonos para apoyar a casi 700 nuevos propietarios de viviendas en los últimos 12 meses, según su oficina.

Hay pruebas de que las rentas han bajado en el valle de Las Vegas a principios de 2024, según un reporte de Zillow.

La liberación de tierras federales para la urbanización debe hacerse para ayudar a resolver la escasez de terrenos disponibles para la urbanización residencial y comercial, de acuerdo con Nicholas Irwin, profesor asistente de economía de la UNLV e investigador en Lied Center for Real Estate.

Muchos de los proyectos de ley de vivienda que el gobernador vetó no habrían ayudado necesariamente a frenar los problemas de vivienda, dijo.

Proporcionar más tierras para los urbanizadores para comprar y construir viviendas aumentará la oferta y, naturalmente, ayudará, dijo.

La crisis de la vivienda de Nevada ha estado sucediendo por un tiempo, dijo Irwin. La renta personal per cápita del estado es inferior a la de otros estados, y la naturaleza del trabajo que se ofrece se presta a empleos con salarios más bajos.

La crisis “despegó de verdad” tras la pandemia del COVID-19 con el aumento del trabajo a distancia, que permitió a personas de estados con mayores ingresos trasladarse a Nevada y obligar a los habitantes locales a competir con la vivienda, explicó Irwin. Las sociedades de inversión y las grandes empresas están comprando viviendas, lo que agrava aún más la escasez de viviendas asequibles, dijo.

La vivienda es una cuestión compleja, dijo Irwin, y los líderes tienen que ponerse de acuerdo sobre cuál es el objetivo final, y construir a partir de ahí.

“Todos sufrimos problemas de asequibilidad de la vivienda”, afirmó. “Necesitamos que nuestros líderes se unan y lleguen a soluciones de sentido común que funcionen para nosotros y para nuestra situación de una manera que sea productiva para las personas que los eligieron”.

Lombardo dijo que los demócratas en la Legislatura han sido “reacios a tener una conversación integral sobre la vivienda” y están jugando a la política con temas importantes.

“Mientras ellos dan conferencias de prensa, yo seguiré reduciendo los obstáculos burocráticos, buscando por más tierras federales, entregando asistencia para la vivienda y luchando contra la inflación de Joe Biden que ha disparado los costos”.

LO ÚLTIMO