65°F
weather icon Clear

El derecho al aborto podría estar en las boletas de Nevada en el 2024

Una coalición progresista presentó una iniciativa de petición el jueves para poner el derecho a la libertad reproductiva en la boleta electoral de Nevada en 2024.

La medida busca ampliar el referendo de 1990 que codificó las protecciones del aborto en la ley estatal, codificando también esos derechos en la constitución del estado.

El verano pasado, el Tribunal Supremo anuló el caso Roe contra Wade, que había consagrado el derecho al aborto en la Constitución de Estados Unidos. A raíz de esa decisión, el exgobernador Steve Sisolak emitió una orden ejecutiva para proteger a las mujeres que abortaran fuera del estado de la persecución de otros estados. Más tarde, el gobernador Joe Lombardo confirmó y codificó esa medida en la legislación estatal.

“Las consecuencias de la revocación de Roe contra Wade por el Tribunal Supremo nos han demostrado que ya hemos sufrido un año demasiado largo sin el derecho garantizado a la libertad reproductiva, y sencillamente no podemos permitir que se siga cercenando el derecho fundamental de los nevadenses a decidir sobre su propia vida y sus cuidados reproductivos”, declaró el jueves Lindsey Harmon, directora ejecutiva de Planned Parenthood Votes Nevada.

La coalición Nevadans for Reproductive Freedom - que incluye Planned Parenthood Votes Nevada, NARAL Pro-Choice Nevada y la ACLU de Nevada - debe recoger 103 mil firmas antes de junio para calificar para la votación en noviembre de 2024.

Si los votantes aprueban la medida en 2024, deberá volver a aparecer en las elecciones generales de 2026 para su aprobación definitiva, según la declaración de la coalición.

Además de incluir el derecho a la atención del aborto en la Constitución, la iniciativa de ley garantizaría a todas las personas el derecho a la atención prenatal, el parto, la atención posparto, el control de la natalidad, la vasectomía, la ligadura de trompas, la gestión de un aborto espontáneo y la atención de la infertilidad, según la petición de iniciativa presentada ante la Secretaría de Estado.

También protegería a las personas que soliciten un aborto, a quienes las ayuden y a los profesionales de la atención a la salud de ser procesados o sancionados.

“Solo tratamos de garantizar todos los derechos a la autonomía corporal de una persona”, declaró Harmon al Las Vegas Review-Journal.

Pero Melissa Clement, presidenta de Nevada Right to Life, llamó a la iniciativa “cobarde” y un intento de asustar a las mujeres para que voten por los demócratas.

Expresó su preocupación de que el aborto fuera protegido de forma similar a los derechos de la Primera Enmienda, como la libertad de prensa y de religión.

“En este momento, los progresistas y los demócratas solo pueden centrarse en más muertes, más mujeres con el corazón roto”, dijo Clement. “No nos equivoquemos, de lo que nunca hablan es de lo que realmente estamos haciendo. Este derecho que estamos protegiendo es la muerte de un bebé, de un nevadense no nacido”.

LO ÚLTIMO