88°F
weather icon Clear

Mueren dos nevadenses tras raros “casos de avance” de COVID

Dos personas totalmente vacunadas contra el COVID-19 en el Condado Clark murieron tras contraer raros “casos de avance” de la enfermedad, informan las autoridades de salud locales.

Además, un total de 23 personas vacunadas han sido hospitalizadas, según un informe del Distrito de Salud del Sur de Nevada del 29 de abril. En total, el informe identificó 141 casos avanzados, que se producen cuando una persona da positivo en la prueba de COVID-19 dos o más semanas después de la última dosis de la vacuna.

El epidemiólogo de la UNLV, Brian Labus, comentó que el pequeño número de casos de avance con resultados graves es una buena noticia. Más de 600 mil residentes del condado han sido completamente vacunados.

“Esto es algo lo suficientemente raro como para que no aparezca hasta que hayamos vacunado a más de medio millón de personas”, señaló.

El informe del distrito de salud no proporcionó detalles sobre los pacientes de los casos avanzados que murieron y fueron hospitalizados.

Las tres vacunas que se están administrando ampliamente en Nevada (Moderna, Pfizer y Johnson & Johnson) reducen la capacidad de una persona de contraer COVID-19 y la probabilidad de que enferme gravemente si contrae la enfermedad.

Aunque en los ensayos clínicos de las vacunas se comprobó que el COVID-19 no hospitalizaba ni mataba a nadie que estuviera totalmente inmunizado, Labus dijo que la eficacia de las vacunas se está probando ahora a una escala mucho mayor.

“Si hay algo que ocurre en una de cada 100 mil personas, puede que no haya aparecido en el ensayo clínico”, dijo.

De los 141 casos de avance, el distrito de salud solo había relacionado uno con una variante de COVID-19. Ese paciente había contraído la B.1.1.7 de Reino Unido, que los CDC describen como una cepa más contagiosa.

La gran mayoría de los pacientes no tenían antecedentes de viaje. Aproximadamente la mitad eran blancos, la mayor proporción de cualquier grupo racial. Los casos se dividieron casi por igual entre hombres y mujeres.

Cincuenta y cuatro casos se produjeron en personas de 65 años o más, que se encuentran entre las más expuestas a la infección grave. Otros 56 fueron entre personas de 25 a 49 años. No se identificó ninguno entre jóvenes de 16 o 17 años, el grupo de edad más joven que recibe la vacuna.

Debido a los altos niveles de circulación de COVID-19, el distrito de salud informa que “se esperan miles de casos sintomáticos de la vacuna, incluso si las vacunas siguen siendo tan eficaces como se ha demostrado durante los ensayos clínicos”.

A nivel nacional, hasta el 26 de abril se habían notificado 9,245 de estos casos a los Centros de Control y Prevención de Enfermedades.

Este es un reportaje en desarrollo.

LO ÚLTIMO