90°F
weather icon Clear

¿Muerden más de lo que ladran? USPS sensibiliza sobre la amenaza que suponen los perros para los carteros

En estos tiempos cargados y polarizados, el Servicio Postal de Estados Unidos (USPS) ha puesto de manifiesto esta semana una de las viejas rivalidades de Estados Unidos: los carteros contra los perros.

La Semana de Concienciación sobre Mordeduras de Perro del servicio postal -una campaña de divulgación pública que se prolongará hasta el sábado- pretende informar al público del peligro que sus perros pueden suponer para los carteros y ofrece consejos para mitigar el riesgo de ataque.

Más de 5,300 trabajadores del servicio postal fueron atacados por perros en 2022, según un comunicado de prensa del USPS. Quince de esos ataques ocurrieron en Las Vegas, frente a los 12 del año anterior.

Sin embargo, el valle sigue ocupando uno de los últimos puestos en ataques a nivel nacional, según una lista publicada por el USPS. Houston encabeza la lista, con 57 mordeduras de perro en 2022.

Candice Smith, que ha sido cartero en Las Vegas durante cuatro años, dijo que el objetivo de la campaña es garantizar que los trabajadores de correos estén seguros en el trabajo.

“Los perros son simplemente impredecibles”, dijo Smith. “Son protectores de sus familias, y queremos asegurarnos de que somos capaces de evitar que nuestros carteros sean atacados”.

Smith recomendó a la gente que mantenga a sus perros en casa o se asegure de que están controlados o con correa cuando vean a su cartero cerca. Si creen que su perro puede estar demasiado excitado, pónganlo en otra habitación cuando el cartero se acerque a la puerta para recoger una firma.

DeAnna Hernández, responsable de seguridad del distrito USPS de Nevada-Utah, señaló que estos consejos de seguridad protegen la salud de los carteros y evitan que las personas tengan que asumir responsabilidades o ver cómo sacrifican a su perro por haber mordido a un trabajador federal.

El USPS reportó que muchos ataques provenían de perros cuyos dueños aseguraban que eran amistosos y no mordían.

El servicio postal también prepara a sus carteros sobre cómo tratar a los perros, recomendándoles que no los asusten ni hagan movimientos o sonidos bruscos, y que nunca intenten darles de comer o acariciarlos. Los carteros tienen instrucciones de mantenerse firmes en caso de ataque de un perro y usar su cartera para mantener a raya al can.

Los carteros también disponen de una función de alerta de perros en sus dispositivos portátiles y de tarjetas de advertencia de perros para alertarlos de cualquier posible actividad canina malintencionada. Smith también dice que lleva spray para perros en su ruta.

“Tenemos que tener cuidado. Sacudimos las llaves y hacemos ruido para que los perros nos escuchen y sepamos si están ahí”, explica. “Si vemos un perro que no está contenido, interrumpimos el correo por ese día”.

LO ÚLTIMO