91°F
weather icon Rain

A sus 17 años estudia asteroides y ayuda a científicos de la NASA

Después de que las clases de Pablo Macías López se impartieran por internet al final de su primer año en Legacy High School de North Las Vegas, compró un set de tres volúmenes de libros de astrofísica de nivel universitario para estudiar.

“Mientras crecía me encantaba el espacio”, bromea. Ahora está haciendo unas prácticas en la NASA.

Desde el 1º de mayo, Macías López participa en el programa de prácticas de verano STEM Enhancement in Earth Science (SEES), una colaboración entre la NASA, el Centro de Investigación Espacial de la Universidad de Texas en Austin y el Texas Space Grant Consortium. El programa está diseñado para introducir a los estudiantes en las carreras STEM y animarles a seguir las carreras STEM en la universidad.

Hasta ahora, Macías López ha estado completando módulos de aprendizaje para conocer los proyectos en los que trabaja la NASA, desde las profundidades de la Fosa de las Marianas hasta los confines del universo.

A partir del viernes, Macías López trabajará con el doctor Tom Rutherford, científico planetario, en su propio proyecto. En un pequeño grupo, estudiará las formas de los asteroides y cómo se trasladan y giran en el espacio. En agosto, presentará su trabajo en un simposio virtual.

“Estos chicos están haciendo una investigación auténtica”, dice Margaret Baguio, directora del programa de educación y divulgación del Consorcio de Subvenciones Espaciales de Texas. “Están ayudando a estos científicos en su trabajo”.

Los becarios han pasado a trabajar en lugares como el NASA Jet Propulsion Laboratory y el Centro Espacial Kennedy. “Cada estudiante es increíble”, dice Baguio.

Macías López sabía que quería estudiar astronomía y física desde muy joven. “Soy un gran aficionado a las galaxias que chocan entre sí”, dice. “Me gusta mucho ver cómo las cosas se mueven, explotan, chocan… todo”. Le regalaron un minitelescopio cuando tenía cinco ó seis años, y su madre, Cristina López, dice que “se lo llevaba a todas partes”.

Haley Hester, la profesora de física que escribió la recomendación para Macías López, dice que, como profesora, “no siempre tienes muchos alumnos con una idea clara de lo que quieren hacer”. Pero como estudiante, dice que Macías López demostró “una pasión por el aprendizaje, especialmente por la ciencia y las matemáticas”. Hester dice que también es un jugador de equipo con una fuerte ética de trabajo.

Cuando Macías López no está resolviendo las preguntas de astronomía de su equipo de Science Bowl, el espacio sigue estando presente en sus otras aficiones. Ha participado en muchas orquestas y le encanta escuchar a compositores como John Williams (que creó la partitura de las películas de “Star Wars”) y Gustav Holst (más conocido por su suite orquestal “The Planets”).

Quiere combinar su amor por la música y el espacio para crear un proyecto de sonificación estelar, en el que transformaría los datos del cosmos en sonidos. “Vas a escuchar literalmente los espectros del sol o de una nebulosa”, explica.

Macías López también está entusiasmado con la oportunidad que tiene este verano de demostrar que los latinoamericanos de comunidades con bajos ingresos pertenecen a STEM.

“Espero que otros estudiantes se sientan vistos con mi trabajo y mi alcance”, dice. “No veo que muchos niños tengan estas oportunidades, especialmente en North Las Vegas. … Cuando se lo conté a algunas personas de mi escuela, se caían al piso porque decían: ‘Eso nunca sucede’”.

Un día, Macías López se ve a sí mismo convirtiéndose en un científico investigador o profesor universitario de astronomía. “Me encantaría enseñar a cualquiera que esté interesado en estas cosas tanto como yo”, se ríe.

No te pierdas las noticias más relevantes. Síguenos en Facebook.
LO ÚLTIMO