53°F
weather icon Partly Cloudy

Ladrones atacaron 3 veces el lugar del mortal incendio del centro de Las Vegas

Un edificio de apartamentos en el centro de la ciudad en medio de una investigación criminal tras un mortal incendio, fue asaltado en tres días separados la semana pasada, reveló un abogado del negocio en la corte el jueves.

Steven Jaffe, representante de Las Vegas Dragon Hotel LLC, y del propietario Adolfo Orozco, enunció que los robos en los apartamentos del Motel Alpine ocurrieron el 27, 28 y 29 de febrero, y la policía de Las Vegas arrestó a cuatro personas. Dos sospechosos fueron puestos bajo custodia el viernes y otros dos el sábado, expuso Jaffe que la policía reportó.

Jaffe habló durante una audiencia civil para determinar cómo y cuándo los antiguos residentes pueden acceder a sus pertenencias personales dejadas atrás cuando huyeron del edificio la noche del 21 de diciembre.

La policía no devolvió una solicitud de comentario.



La policía abrió una investigación criminal después del incendio, que tomó la vida a seis personas, dejó 13 heridos y desplazó a docenas. Orozco, también conocido como Orozco-García, no se presentó en el tribunal.

La semana pasada, los ladrones entraron en el cerrado y dañado por el fuego Alpine, que se encontró cargado con amianto peligroso, arrancando las hojas de madera contrachapada que cubrían una ventana del primer piso en el lado norte del edificio, le describió Jaffe al juez de distrito, Rob Bare.

Después de la audiencia, Jaffe le notificó al Review-Journal que los oficiales de seguridad estaban de guardia en el Alpine la semana pasada pero no vieron ningún ladrón. En enero, un guardia de seguridad estaba en el estacionamiento del Alpine, explicando que el abogado de Orozco había contratado seguridad el 31 de diciembre para vigilar la propiedad las 24 horas del día.

Jaffe dijo que desde los robos de la semana pasada, la compañía ha reforzado las ventanas del primer piso y contrató una nueva compañía de seguridad.

Los oficiales SWAT con equipo de protección fueron enviados al Alpine el viernes para responder a un reporte de robo, aseveró. Los oficiales vieron a un sospechoso listo para saltar de una ventana del segundo piso, y cuando este vio a los oficiales, volvió a entrar. Los oficiales SWAT entraron en el edificio y arrestaron a dos personas.

Jaffe indicó que no sabía si los arrestados eran antiguos residentes o personas que buscaban sacar provecho de la desgracia de los residentes.

Tanto Bare como el abogado de larga data, Robert Eglet, que representa a 41 antiguos residentes, expresaron su preocupación por los robos y si podrían afectar a los litigios civiles y a cualquier prueba en el edificio.

Bare comentó que estaba motivado para conseguir “pronto” una orden integral que estableciera claramente los procedimientos para preservar las pruebas y limpiar el amianto en la propiedad para que los antiguos residentes pudieran recuperar sus objetos personales lo antes posible.

“Creo que todas estas personas han esperado suficiente tiempo”, destacó. “Creo que es hora de poner todo en marcha”.

Eglet persuadió a Bare para que permitiera a los investigadores demandantes realizar tres días de inspecciones en el Alpine a partir del 11 de marzo.

“Nuestros clientes están muy, comprensiblemente, frustrados”, expresó Eglet. “Esto es todo lo que tienen en el mundo”.

Bare instruyó a los abogados del Alpine para que trasladaran todas las pertenencias a un lugar seguro después de que el amianto fuera remediado.

“Esta gente no va a volver a entrar en ese edificio”, enfatizó.

Fuera de la sala después de la audiencia, Eglet, quien aún no ha presentado ninguna demanda en nombre de los residentes, dijo que esperaba que los residentes pudieran recuperar sus objetos personales lo antes posible, en un plazo de dos semanas a un mes.

En los documentos del tribunal esta semana, Eglet y los abogados de la familia de Tracy Cihal, una de las víctimas que murió en el incendio, informaron a Bare de que había surgido una disputa con los abogados de Alpine sobre cómo proceder con las inspecciones en el inmueble. La familia presentó una demanda por muerte por negligencia en enero.

Las familias de otras dos víctimas, incluidos los parientes de un heroico trabajador de mantenimiento que murió después de intentar sacar a otros del edificio, presentaron demandas contra el propietario del edificio.

El mes pasado, Bare señaló que, antes de que se le permita a los afectados recoger sus artículos, necesitaba confirmación de que la policía y los investigadores de los bomberos habían terminado de reunir evidencias en el inmueble.

Los abogados entregaron cartas al juez esta semana que muestran que la policía de Las Vegas ha terminado de reunir pruebas y que tanto la policía como los bomberos no se oponen a que los antiguos residentes recuperen sus propiedades.

En los días posteriores al incendio, los inspectores identificaron más de 40 posibles violaciones al código de incendios, incluyendo una puerta de salida trasera que fue cerrada con llave desde el exterior. Hasta esta semana, no se han presentado cargos penales.

No te pierdas las noticias más relevantes. Síguenos en Facebook.
LO ÚLTIMO