94°F
weather icon Windy

‘Sería divertido’: Policía de Henderson vincula a gemelos con ataques a iglesia

Actualizado April 16, 2024 - 3:43 pm

Uno de los gemelos de 18 años acusados ​​de un ataque con fuegos artificiales durante una reunión grupal en la iglesia de Henderson dijo a los investigadores que lo hizo porque “pensó que sería divertido”, según el reporte de su arresto.

La explosión del 27 de marzo en el gimnasio de la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días (LSD) del vecindario Arrowhead dejó a cuatro personas con heridas leves, dijo la policía.

Caden Renard y su hermano, Connor, permanecían arrestados el martes en el Centro de Detención de Henderson con una fianza para ambos fijada en casi $1 millón, según muestran los registros de la cárcel.

Los estudiantes de Basic High School, quienes fueron arrestados en el campus, están vinculados a dos incidentes similares en la iglesia en la cuadra 800 de Arrowhead Trail, dijo la policía.

Los hermanos fueron procesados​​esta semana por 18 cargos, incluidos delitos graves, según muestran los registros del Tribunal de Justicia de Henderson.

“En este momento, estos hechos no parecen tener motivaciones raciales o étnicas o (ser) un crimen de odio religioso”, escribió la policía cuando anunció los arrestos.

El ataque del 27 de marzo hizo que la iglesia cancelara reuniones “por temor por la seguridad”, dijo la policía.

Aproximadamente un mes antes, el 24 de febrero, alguien lanzó un fuego artificial “manipulado” al vestíbulo de la iglesia, hiriendo a una persona, dijo la policía.

Luego, el 4 de marzo, tres personas entraron a la iglesia, cortaron la electricidad y arrojaron una botella con un cohete en el pasillo, dijo la policía.

Los incidentes provocaron una respuesta del Centro Antiterrorista del Sur de Nevada, un grupo de trabajo formado por dependencias locales y federales como el FBI, dijo la policía.

Investigadores usaron testigos e imágenes de vigilancia para identificar a los hermanos, dijo la policía, señalando que había otros dos sospechosos no identificados.

Caden Renard inicialmente negó su participación, pero más tarde admitió los ataques, dijo la policía. No estaba claro si los investigadores hablaron con su hermano o qué les podría haber dicho.

Cuando se le preguntó sobre su motivación, Caden Renard dijo a la policía que pensó que sería divertido.

“Caden estuvo de acuerdo en que la mayoría de las personas se sentirían temerosas, asustadas y aterrorizadas si un artefacto en llamas explotara cerca de ellos”, escribió la policía en su reporte de arresto. “Caden también estuvo de acuerdo en que la gente debería poder reunirse en el lugar de culto que deseen y no tener miedo de resultar heridos”.

LO ÚLTIMO