70°F
weather icon Mostly Clear

‘No siento remordimiento’: Jurado declara culpable a un hombre de secuestro y asesinato

Un jurado declaró culpable a un hombre de Las Vegas de cargos de asesinato en primer grado y secuestro el viernes por atar y golpear a su madre y luego apuñalar fatalmente al novio de ella en abril de 2019.

Durante los argumentos finales del juicio de una semana, Chan Park, que se representó a sí mismo, dijo que no sentía “ningún remordimiento” por matar a Kevin Hackett, de 64 años, porque afirmó que fue en defensa propia.

Pero los fiscales argumentaron que Park contó dos versiones diferentes de lo que sucedió en la casa de su madre el 28 de abril de 2019, y deliberadamente acechó al novio de su madre para poder asesinarlo.

“Él espera que ustedes crean con una cara seria que Kevin Hackett lo retuvo a punta de cuchillo y lo obligó a secuestrar a su propia madre”, dijo la fiscal adjunta en jefe Michelle Fleck durante los argumentos finales. “No tiene sentido, es fantasioso y es mentira”.

El jurado tardó unas dos horas y media en deliberar antes de declarar a Park culpable de secuestro en primer grado y asesinato en primer grado con arma mortal contra una víctima de 60 años o más. Park, que había sido puesto en libertad en febrero de 2022 tras pagar una fianza de 150 mil dólares, fue esposado y puesto bajo custodia después de que el jurado leyera el veredicto.

La madre de Park, So Kim, le había dicho a la policía que se estaba preparando para su trabajo como crupier en MGM Grand cuando alguien la golpeó por detrás. Cuando ella no apareció por el casino, donde también trabajaba Hackett, este fue a buscarla a la casa que compartía con Park.

Unos 45 minutos más tarde, Hackett se dirigió a la entrada de la casa de un vecino pidiendo ayuda a gritos, según la policía. Las imágenes de la cámara corporal del primer agente que llegó al lugar del suceso mostraban a Hackett cubierto de sangre en el interior de su auto. Hackett fue hospitalizado y murió unas cinco semanas después por complicaciones derivadas de múltiples heridas de arma blanca, según ha informado la oficina forense del Condado Clark.

Las imágenes mostradas a los miembros del jurado mostraban a los agentes encontrando a Park sentado en el sofá de la casa a oscuras, con los pies en alto y bebiendo de una botella de agua. Su camisa estaba empapada en sangre.

“Acaba de apuñalar a un hombre seis o siete veces, y está sentado allí como si estuviera viendo el fútbol americano de los domingos, señoras y señores”, dijo el fiscal adjunto Ronald Evans durante los alegatos finales. “No podría estar más relajado”.

Kim fue encontrada en un armario, donde Park la había atado con cinta adhesiva, dijeron los fiscales. Tenía cortes en la cara y un ojo morado.

Park subió al estrado el jueves para dirigirse al jurado.

Afirmó que Hackett había interrumpido una discusión entre él y su madre. Dijo que su madre amenazó con llamar a la policía porque él empezó a discutir con Hackett, y que Hackett la empujó contra un armario, dejándola inconsciente. Dijo que Hackett le apuntó entonces con una navaja y le dijo que atara a su madre para inculparlo de haberla herido.

“Para terminar, no siento remordimiento por haberlo apuñalado porque actué temiendo por mi vida”, dijo Park al jurado el viernes. “En mi mente, dadas las circunstancias, apuñalar a Kevin Hackett era la única manera de obtener el control y protegerme de un daño potencial o de la muerte”.

Park había dicho que él y su madre se peleaban porque él no quería cenar con ella por su cumpleaños.

Fleck lo presionó durante el juicio sobre el desacuerdo, argumentando que la madre de Park estaba molesta con él porque estaba desempleado.

Los fiscales también mostraron un video de la entrevista de Park con la policía después del apuñalamiento, durante la cual admitió haber atado a su madre y apuñalado a Hackett después de entrar en la casa. Tanto Evans como Fleck argumentaron el viernes que la declaración original de Park a la policía era más coherente con las pruebas encontradas en la vivienda.

Park apenas mostró emoción mientras se leía el veredicto el viernes. Movió ligeramente la cabeza de arriba abajo antes de sentarse y beber un sorbo de su botella de agua.

La jueza de distrito Tierra Jones programó una audiencia de sentencia en el caso para el 11 de mayo.

Jamie Burman, hija de Hackett, dijo que su padre era “divertido y cariñoso, y haría cualquier cosa por cualquiera”. Después de que el jurado terminara las deliberaciones el viernes, dijo que se sentía aliviada de que el juicio hubiera terminado.

“Todo este juicio ha sido extraño, y estoy muy agradecida de que él esté entre rejas”, dijo.

No te pierdas las noticias más relevantes. Síguenos en Facebook.
LO ÚLTIMO