64°F
weather icon Clear

Fiscales afirman que los Hells Angels planean tomar represalias contra testigos

Actualizado October 7, 2022 - 1:57 pm

Los fiscales presentaron el jueves documentos judiciales en los que se alega que los miembros de los Hells Angels están amenazando con tomar represalias contra los testigos en un caso de crimen organizado relacionado con un tiroteo en la carretera en el que resultaron heridos miembros del club de moteros rival Vagos.

“Justo la semana pasada, la Oficina Federal de Investigación recibió información creíble de que miembros de los Hells Angels de varios estados viajarían a Las Vegas para ‘ocuparse de los testigos’ en este mismo caso”, escribió el fiscal adjunto del distrito Michael Dickerson en los documentos.

Sin embargo, la juez de distrito Tierra Jones dijo que las acusaciones no eran suficientes para impedir que redujera la fianza de siete coacusados durante una audiencia celebrada el jueves.

“No he visto hoy aquí ninguna prueba de que le haya ocurrido algo a un testigo en relación con este caso, o de que le haya ocurrido algo a un testigo en relación con un caso de los Hells Angels en los últimos siete años”, dijo Jones.

Recientemente se acusó a ocho hombres de chantaje, y todos los sospechosos, excepto uno, han sido arrestados, según los registros judiciales y penitenciarios. Tres de los hombres -el presidente local de los Hells Angels, Richard Devries, de 67 años; Stephen Alo, de 46 años; y Russell Smith, de 27 años- fueron arrestados poco después del tiroteo y quedaron en libertad bajo fianza.

Alo no compareció ante el tribunal el jueves porque está recluido en el Centro de Detención de Henderson en relación con un cargo de agresión doméstica.

Los seis hombres que comparecieron en la audiencia se declararon inocentes. Si pagan la fianza, se ordenó a todos los coacusados que no se pusieran en contacto entre sí fuera de las reuniones con sus abogados presentes.

Alo, Smith y Aaron Chun, de 32 años, han sido descritos como “prospectos” de la organización de motociclistas, según la acusación del gran jurado desvelada esta semana. Cameron Treich, de 34 años, y Taylor Rodríguez, de 29, son miembros de pleno derecho del grupo, mientras que Rayann Mollasgo, de edad desconocida, y Roneric Padilla, de 39 años, son asociados de la organización, también llamados “hangarounds”, según la acusación.

Rodríguez se convirtió en el séptimo motociclista arrestado cuando ingresó en el Centro de Detención del Condado Clark el lunes, según los registros de la cárcel. Los funcionarios siguen buscando a Mollasgo, dijo Dickerson el jueves.

Reducción de la fianza

Durante la audiencia del jueves, Jones redujo la fianza de los siete coacusados que fueron arrestados. La fianza de Devries, Smith, Chun, Treich y Rodríguez se redujo de 250 mil dólares a 100 mil dólares. La fianza de Alo, originalmente de 250 mil dólares, se redujo a 125 mil dólares debido al cargo de agresión doméstica que se le imputó tras su arresto inicial.

Devries y Smith tendrán que pagar 25 mil dólares para volver a quedar en libertad, ya que anteriormente habían pagado una fianza de 75 mil dólares. Alo tendrá que pagar 50 mil dólares debido al importe de la fianza anterior.

A Padilla, que, según los fiscales, no estaba presente durante el tiroteo y solo ha sido acusado de asociación ilícita y complicidad en un delito, se le redujo la fianza de 100 mil a 25 mil dólares.

Los otros siete hombres se enfrentan a un total de 38 cargos de chantaje, conspiración para cometer un asesinato, intento de asesinato, agresión, descarga de un arma de fuego en una estructura ocupada o dentro de ella, y asalto con un arma mortal. La reciente acusación añadió a 36 de los cargos una más por promover o ayudar a una pandilla criminal.

Los fiscales han acusado a los miembros de los Hells Angels de abrir fuego y herir a seis motociclistas de Vagos el 29 de mayo en la Autopista U.S. 95, al oeste de Wagon Wheel Drive en Henderson.

Mollasgo resultó herido durante el tiroteo por “fuego amigo” y fue hospitalizado después, dijo Dickerson el jueves. Los fiscales dijeron que Devries abrió fuego durante el altercado, pero no han indicado si alguno de los otros coacusados disparó contra los Vagos.

Dickerson dijo el jueves que las pruebas demuestran que “había más de un arma de fuego, por lo que sabemos que hubo más de un tirador”.

Los abogados de la defensa alegaron que los miembros de Vagos también estaban armados durante el tiroteo.

El tiroteo se produjo después de un paseo del fin de semana del Memorial Day desde la Presa Hoover hasta el cementerio conmemorativo de los veteranos del sur de Nevada en Boulder City, según la policía.

Dickerson argumentó el jueves que la fianza de los coacusados no debería reducirse debido a la violencia que rodea a los Hells Angels y a las alegaciones de que los testigos estaban siendo amenazados. Dijo que algunos de los coacusados habían estado implicados en altercados con otros grupos de motoristas en el pasado y que Devries tiene un tatuaje que recuerda una reyerta mortal entre los Hells Angels y los Mongols en el festival de motoristas Laughlin River Run de 2002.

Historial violento

Los fiscales dijeron que el tiroteo de mayo en la autopista pudo haber sido una represalia por un tiroteo en San Bernardino, California, que dejó muerto a un motociclista de los Hells Angels, aunque un miembro de los Vagos impugnó esta afirmación durante una audiencia del gran jurado en junio, según las transcripciones del tribunal.

“Esto no se ha detenido; va a continuar”, dijo Dickerson el jueves. “La violencia en este caso es solo una pieza de una historia general de violencia entre los Hells Angels y los Vagos”.

Un reporte de una página del Departamento de Policía Metropolitana, incluido como prueba en la presentación de la acusación el jueves, indicaba que una “fuente” le dijo a la policía que miembros de los Hells Angels estarían “viajando también desde California y Colorado” para “encargarse de los testigos”.

El abogado defensor de Devries, Richard Schonfeld, argumentó que el reporte policial carecía de detalles y contenía alegaciones sobre miembros de los Hells Angels de otros estados. Dijo que el reporte no debería ser tomado en consideración para la fianza de Devries porque no es ilegal estar asociado a los Hells Angels.

“El mero hecho de ser miembro de una organización no te inculpa de la conducta de los demás miembros”, dijo.

LO ÚLTIMO