83°F
weather icon Cloudy

Demanda una exterapeuta a la policía de North Las Vegas

Una exterapeuta conductual está demandando al Ayuntamiento de North Las Vegas y al detective de la policía que la acusó de abusar sexualmente de un estudiante.

Se retiraron todos los cargos contra Amy Villarreal, de 30 años, de Las Vegas, pero una demanda presentada el lunes 23 de mayo de 2022 afirma que Villarreal sufrió angustia física y mental y se vio obligada a abandonar el campo profesional que amaba.

“Amy perdió su carrera y su reputación, y pasó meses luchando contra cargos que podrían haberla llevado a prisión por el resto de su vida”, escribió su abogado Jordan Marsh en un comunicado.

En una declaración a Las Vegas Review-Journal el miércoles 25, el portavoz de la policía, Alexander Cuevas, dijo que el Ayuntamiento de North Las Vegas no comenta sobre litigios pendientes.

Villarreal fue arrestada en septiembre después de que un estudiante autista del Centro de Terapia Crescent Academy la acusara de sacarlo del campus y agredirlo.

La mujer trabajó en análisis conductual aplicado en la escuela durante un año y dijo que el menor no era uno de sus clientes, aunque se veían en el campus debido a la naturaleza del pequeño programa.

Marsh escribió en la demanda que el detective de la policía de North Las Vegas, Jorge Correa, no investigó a fondo el caso e ignoró una declaración del director de la academia de que el adolescente a menudo se enamoraba de los maestros.

“El acusado Correa realizó una investigación superficial, ignoró numerosas señales de alerta, no intentó corroborar o aclarar las acusaciones, e intimidó y mintió a Amy en un esfuerzo inútil por obligarla a confesar un delito que no cometió, antes de arrestarla con ninguna causa probable para creer que ella había cometido un delito”, dice la demanda.

Villarreal fue arrestada por cargos de agresión sexual y lascivia. Los fiscales luego optaron por acusarla de dos cargos de seducción sexual reglamentaria y dos cargos de lascivia con un menor de edad.

Después de que su audiencia preliminar se retrasó tres veces, el estado se negó a procesar el caso, según los registros judiciales.

Los cargos fueron desestimados en marzo, pero la demanda indica que todavía está pagando la fianza de $15,000 y $25,000 en honorarios legales.

“La gente asume que la policía no arrestaría a alguien por un delito tan grave si no tuviera una base probatoria sólida para creer que cometió el delito”, escribió Marsh en la declaración al Review-Journal. “Pero ese no es siempre el caso, y ciertamente no fue aquí. Y Amy ha estado pagando el precio por eso desde su arresto”.

LO ÚLTIMO