94°F
weather icon Windy

Delincuente que tomaba fichas es añadido al ‘libro negro’ de Nevada

Un hombre de North Las Vegas que tomó miles de dólares en fichas de casino de juegos de mesa en 15 casinos diferentes se convirtió en la persona número 37 añadida a la Lista de Personas Excluidas de Nevada, comúnmente conocida como el “libro negro”.

La Comisión del Juego de Nevada aprobó el jueves por unanimidad incluir a Neal Ahmed Hearne en la lista, prohibiéndole para siempre poner un pie en un casino de Nevada.

Hearne fue invitado, pero no asistió a la audiencia del jueves.

El subprocurador general sénior, John Michela, explicó a la Comisión del Juego de Nevada que Hearne cumplía tres criterios para ser incluido en la lista: haber sido condenado anteriormente por un delito grave, haber sido condenado por un delito de vileza moral y haber recibido una orden judicial que le prohíba el acceso a los casinos. Cualquiera de esos tres factores es suficiente para que se considere una prohibición permanente de los principales casinos del estado.

Antes de la votación, los comisionados mantuvieron un breve debate político sobre si era apropiado añadir un ladrón de fichas a una lista que ha incluido mafiosos, tramposos de casinos y defraudadores.

“¿Vamos, como Comisión del Juego de Nevada, a incluir en la lista de excluidos a cualquiera que haya tomado fichas de una mesa de un casino? preguntó el comisionado Brian Krolicki. “¿O si lo han hecho más de 10 veces? Solo quiero asegurarme del precedente que estamos sentando, o si esto es algo que queremos hacer como política en el futuro, estupendo, hagámoslo”.

Michela dijo que, en al menos otras dos ocasiones, un ladrón de fichas se ha añadido a la lista.

Los cinco miembros de la junta acordaron que era apropiado incluir a Hearne en la lista tras ver las pruebas presentadas por Michela. Entre ellas, un video de vigilancia del casino en el que se le veía acercarse despreocupadamente a una mesa de blackjack del Aria y, con una rápida petición, tomar un puñado de fichas de una bandeja mientras los espectadores y el crupier de la mesa observaban atónitos cómo se alejaba corriendo.

LO ÚLTIMO