78°F
weather icon Clear

‘Retos únicos’: Cómo una nueva ley de tránsito de Nevada causó la saturación de los tribunales

Actualizado April 13, 2023 - 10:57 am

Una ley estatal que se suponía iba a reformar la forma en que los tribunales de Nevada manejaban las infracciones de tránsito, ha causado atrasos en los casos y costos de seguro potencialmente más altos para los conductores, pero los funcionarios dicen que están tratando de resolver el problema.

La intención de la ley, que fue aprobada en 2021 y entró en vigor el 1 de enero, era despenalizar la mayoría de las infracciones de tránsito - aparte de delitos menores como la conducción bajo la influencia de sustancias (DUI) y conducción imprudente - y convertir los cargos en “infracciones civiles” punibles con multas, manteniendo así a la gente fuera de la cárcel.

Eso significa que las sanciones de tránsito en Nevada son ahora esencialmente casos civiles, que conllevan una multa máxima de 500 dólares y se deciden en los tribunales de justicia y municipales.

Una estipulación clave es que las personas que reciben una sanción deben responder al tribunal en un plazo de 90 días si están de acuerdo en pagar la multa y no impugnarla, o solicitar una audiencia.

El problema es que la ley ha provocado un atascamiento de sanciones de tránsito pendientes en el Tribunal de Justicia de Las Vegas.

Jessica Gurley, administradora y secretaria adjunto del Tribunal de Justicia, dijo en un correo electrónico que la ley ha “presentado retos únicos para los sistemas judiciales y los organismos encargados de hacer cumplir la ley en todo el estado en lo que respecta a los asuntos de tránsito. Se creó una forma totalmente nueva de manejar más de 400 tipos de infracción, lo que requiere el Tribunal de Justicia de Las Vegas para reescribir por completo la forma en que maneja las sanciones de tránsito”.

Gurley dijo que los administradores del tribunal han llegado a una solución potencial: darle a la gente más tiempo para responder, concediéndoles 90 días a partir de cuando la sanción se introduce en el sistema, o 90 días a partir de la fecha en que se emitió la sanción, lo que ocurra más tarde.

La senadora estatal Rochelle Nguyen, demócrata por Las Vegas, quien patrocinó el proyecto de ley 116 como asambleísta en 2021, declaró en un correo electrónico que había “sido consciente de algunas de las cuestiones sobre la aplicación del proyecto de ley AB116 …incluyendo el problema de 90 días con los tribunales” y planeaba abordar las infracciones de tránsito en la actual sesión legislativa con un nuevo proyecto de ley del Senado “que abordaría directamente este problema”.

Ese proyecto de ley fue escuchado por el Comité Judicial del Senado estatal a finales de febrero, según los registros legislativos estatales.

El miércoles, Nguyen propuso 12 enmiendas a la legislación que sugirió que ayudaría a abordar el retraso.

Pero mientras tanto, los abogados defensores dijeron que sus clientes están teniendo dificultades para cumplir con los requisitos de pago de 90 días.

Joseph Maridon, cuyo bufete Maridon Law Firm ofrece servicios de defensa para infracciones de tránsito y delitos menores, dijo que el tribunal envía notificaciones después de 60 días, y sus clientes han tenido solo 30 días para responder.

Como estamos en abril, “solo ahora están presentando esos casos, a pesar de lo que dice el estatuto, a pesar de lo que dice la ley”, dijo Maridon.

John Courtney, del LBC Law Group, con sede en Las Vegas, dijo que en lugar de establecer la culpabilidad más allá de toda duda razonable, los casos de tránsito se deciden ahora por una preponderancia de la evidencia, el punto de referencia en los casos civiles.

“Es mucho más fácil para el Estado prevalecer”, dijo Courtney. “Si quieres impugnar tu multa, se hace más difícil tener tu día en el tribunal”.

La nueva ley anuló las órdenes de detención emitidas antes de 2023 y borró las sanciones y multas de tránsito de los antecedentes penales de los residentes del estado.

Courtney dijo que el Tribunal de Justicia tiene casos de tránsito sin procesar que se remontan a finales de 2022 y algunas personas tienen puntos inmerecidos en sus registros de conducir, lo que puede aumentar sus tasas de seguro y perjudicar las opciones de empleo.

Mientras que uno de los objetivos de la ley era reducir el número de personas enviadas a la cárcel por multas de tránsito no pagadas, incluso bajo la nueva ley, el tiempo de cárcel por desacato al tribunal es posible para aquellos que no resuelven las sanciones civiles que deben, dijo Maridon.

“Todo esto de evitar que la gente vaya a la cárcel es estupendo”, dijo. “No queremos que la gente sea arrestada por órdenes de arresto todo el tiempo, pero al final, todos pueden ir a la cárcel si no pagan sus multas”.

LO ÚLTIMO