45°F
weather icon Partly Cloudy

¿Nevada se encamina a una “tripledemia”?

ActualizadoOctober 28, 2022 - 5:09 pm

Una vez más, las autoridades de la salud temen que haya una temporada de influenza grave además de un aumento del COVID-19 en invierno, solo que esta vez con un giro:

Un elevado número de una tercera enfermedad respiratoria conocida como VRS podría sumarse a la desgracia, causando lo que algunos denominan una “tripledemia”.

El término se acuñó debido a que se están identificando altos números del virus respiratorio sincitial, o VRS, más pronto de lo normal en gran parte de Estados Unidos. Algunas partes del país también se están viendo afectadas por una temporada de influenza temprana.

Esto se suma a las predicciones de que las nuevas variantes del coronavirus causarán otro aumento del COVID-19, cuyos casos siguen aumentando en el Condado Clark, según los nuevos datos comunicados el miércoles.

“Es preocupante por la mala sincronización”, dijo Brian Labus, profesor asistente de epidemiología y bioestadística en la Escuela de Salud Pública de la UNLV.

“Cualquiera de estas cosas puede suponer un gran estrés para nuestras salas de urgencias”, dijo. “Que las tres cosas ocurran al mismo tiempo estresaría mucho nuestro sistema médico”.

La primera oleada de VRS

El VRS es un virus respiratorio común que suele causar síntomas leves, similares a los del resfriado, y la mayoría de las personas se recuperan en una o dos semanas. Pero el VRS puede ser grave, especialmente para los bebés y los adultos mayores, según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC).

Los CDC han observado un aumento reciente de las detecciones del VRS y de las visitas a los servicios de urgencias y las hospitalizaciones asociadas a él en varias partes del país, según declaró la representante de asuntos públicos de los CDC, Kate Grusich.

“Algunas regiones están experimentando niveles máximos de circulación casi estacionales, que suelen producirse en diciembre y enero”, dijo Grusich en un correo electrónico.

El Condado Clark está experimentando un “gran aumento” de VRS, dijo Cassius Lockett, director de vigilancia y control de enfermedades del Distrito de Salud del sur de Nevada.

Ha habido 613 casos de VRS identificados este mes, en comparación con 483 en octubre pasado y entre 10 y 40 casos en los cinco octubres anteriores, dijo Lockett.

En el norte de Nevada, la doctora Bayo Curry-Winchell dijo que está viendo en las clínicas de atención urgente más casos de lo normal de VRS, muchos de ellos en niños.

La mayoría de los casos son de leves a moderados, con tos, secreción nasal y fiebre. “También estamos viendo niños que tienen dificultades para respirar”, dijo Curry-Winchell, directora médica de atención de urgencias de St. Mary.

No existe ninguna vacuna para prevenir el VRS ni ningún medicamento antiviral para tratarlo. Los pacientes con casos más graves pueden recibir líquidos y oxígeno.

Pero el aumento de casos no parece estar estresando a los hospitales de Nevada.

“Los hospitales de Nevada no están experimentando la tensión causada por el VRS, la influenza y el COVID que los hospitales de otras partes del país están experimentando”, dijo Jeanne Corbit con la Asociación de Hospitales de Nevada.

La ocupación de los hospitales pediátricos está en el 82 por ciento esta semana, que ella describió como “dentro del rango deseado”.

El Centro Médico Universitario en el centro de Las Vegas ha experimentado un “notable aumento de pacientes pediátricos con VRS y otros rinovirus”, dijo el representante Scott Kerbs.

“Esto es común para la temporada de otoño, y el aumento del volumen de pacientes no es inusual”, escribió en un correo electrónico.

Temporada de influenza temprana

Los temores de una temporada de influenza grave en Estados Unidos no se cumplieron los dos últimos años, lo que algunos funcionarios atribuyen a las medidas de pandemia como el uso de cubrebocas y el distanciamiento social.

Más allá de la finalización de estas medidas, hay otras razones para preocuparse por la posibilidad de una temporada más grave este año, según las autoridades.

Hubo un brote importante de influenza en Australia y en otros lugares del hemisferio sur, donde la temporada de influenza llega meses antes que en Estados Unidos y que puede ayudar a predecir lo que se avecina para el hemisferio norte.

Al igual que en el hemisferio sur este año, algunas regiones de Estados Unidos están viendo un comienzo de la temporada de influenza más pronto de lo normal.

“En la mayor parte del país se han registrado aumentos tempranos de la actividad de la influenza, con los niveles más altos de actividad en el sureste y el centro-sur del país”, dijo Grusich de los CDC.

Pero la actividad de la influenza ha sido mínima hasta ahora en el Condado Clark, dijo Lockett. Solo se han registrado dos hospitalizaciones por influenza en octubre.

Repunte del COVID-19

Una serie de nuevas variantes de coronavirus que muestran una mayor capacidad de transmisión han disparado las predicciones de otra oleada de COVID-19 este invierno, aunque algunas autoridades creen que no será igual a las de inviernos anteriores, gracias a la inmunidad acumulada por la vacunación y la infección previa.

El COVID-19 ha ido aumentando en las últimas semanas en el Condado Clark y en Nevada. El promedio de nuevos casos diarios durante 14 días en el condado ascendió a 126 esta semana, en comparación con los 112 de la semana pasada, según los datos del Departamento de Salud y Servicios Humanos de Nevada. En todo el estado, el promedio aumentó de 151 a 165. Estas cifras son un recuento insuficiente debido al aumento del uso de las pruebas de antígenos en casa.

Las hospitalizaciones por COVID-19 también aumentaron en el condado a 111 desde las 99 de la semana pasada. En todo el estado, fueron 141, en comparación con las 126 de la semana pasada.

El promedio de 14 días de muertes diarias aumentó a uno desde cero en el estado. En el condado, la cifra se mantuvo en cero.

‘Ponte la maldita vacuna’

El doctor David Weismiller, médico familiar de la UNLV, cree que los casos de COVID-19 aumentarán este invierno y teme “la tormenta perfecta”.

Pero Weismiller, profesor de la Escuela de Medicina Kirk Kerkorian, dijo que la comunidad no está indefensa ante una posible “tripledemia”.

“La conversación que tenemos hoy nos empuja una vez más a reconocer que las vacunas son la forma de prevenir la enfermedad, la hospitalización y la muerte”, dijo.

Reconoció que se está cansando de intentar comprender qué es lo que impide que la gente se vacune contra la influenza o el COVID, y dijo que ha tenido pacientes que se han ido de su consultorio en lugar de hablar de sus dudas.

Su frustración aumenta, dijo, por su preocupación por el personal del hospital, “cansado de la guerra” y al límite de sus fuerzas.

Afirmó que está llegando al punto de decirle simplemente a los pacientes: “Ponte la maldita vacuna y guarda silencio”.

No te pierdas las noticias más relevantes. Síguenos en Facebook.
LO ÚLTIMO
Aumentan hospitalizaciones y casos de COVID-19

Los casos y hospitalizaciones por COVID-19 continuaron aumentando en la última semana tanto en el Condado Clark como en el estado, según los datos publicados el miércoles por el estado.

Las hospitalizaciones por COVID-19 aumentan en todo el estado

Las hospitalizaciones por COVID-19 aumentaron esta semana en el Condado Clark y en todo el estado, aunque se mantienen relativamente bajas, según los nuevos datos publicados el miércoles.

El Distrito de Salud estrena una máquina expendedora de jeringas

El lunes se inauguró en la sede del Distrito de Salud del Sur de Nevada una máquina expendedora de kits gratuitos destinados a reducir el riesgo de contraer el VIH y la hepatitis C y a tratar las sobredosis de opiáceos.

 
Consejo de salud para las fiestas: no besen al bebé

A medida que aumentan los casos de COVID-19 esta semana, las autoridades médicas le piden a la gente tomar precauciones a medida que se acercan las vacaciones de Thanksgiving.