49°F
weather icon Clear

Inflación en Estados Unidos alcanzó el 8.3% el mes pasado, pero se ralentiza desde el récord de 40 años

WASHINGTON.- La inflación se ralentizó en abril tras siete meses de incesantes aumentos, un ligero indicio de que el aumento de los precios podría estar llegando a su punto máximo, aunque sigue imponiendo una presión financiera a los hogares estadounidenses.

Los precios al consumo aumentaron un 8.3 por ciento el mes pasado respecto a los 12 meses anteriores, según reportó el miércoles el Departamento de Trabajo. Esta cifra fue inferior al aumento interanual del 8.5 por ciento registrado en marzo, que fue la tasa más alta desde 1981.

En términos intermensuales, los precios subieron un 0.3 por ciento de marzo a abril, una tasa todavía elevada pero el menor aumento en ocho meses. Los precios al consumo habían subido un 1.2 por ciento de febrero a marzo, sobre todo por el repentino aumento de los precios del gas provocado por la invasión rusa de Ucrania.

A nivel nacional, el precio de un galón de gasolina normal alcanzó un récord de 4.40 dólares, según la AAA, aunque esa cifra no está ajustada a la inflación. El alto precio del petróleo es el principal factor. El barril de crudo de referencia de Estados Unidos se vendía el martes a unos 100 dólares el barril. La gasolina había bajado a unos 4.10 dólares el galón en abril, tras alcanzar los 4.32 dólares en marzo.

Más allá de la tensión financiera para los hogares, la inflación está planteando un grave problema político para el presidente Joe Biden y los demócratas del Congreso en la temporada de las elecciones de mitad de mandato, ya que los republicanos argumentan que el paquete de apoyo financiero de 1.9 billones de dólares de Biden del pasado mes de marzo sobrecalentó la economía al inundarla con cheques de estímulo, ayudas al desempleo y pagos de créditos fiscales para niños.

El martes, Biden trató de tomar la iniciativa y declaró que la inflación era “el problema número uno al que se enfrentan las familias hoy en día” y “mi principal prioridad nacional”.

Biden culpó a los problemas crónicos de la cadena de suministro relacionados con la rápida recuperación económica de la pandemia, así como a la invasión rusa de Ucrania, de encender la inflación. Dijo que su administración contribuirá a aliviar el aumento de los precios reduciendo el déficit presupuestario del gobierno y fomentando la competencia en sectores, como el de la carne, que están dominados por unos pocos gigantes de la industria.

Aun así, nuevas perturbaciones en el extranjero u otros problemas imprevistos siempre podrían hacer que la inflación de Estados Unidos vuelva a alcanzar nuevos máximos. Si la Unión Europea decide, por ejemplo, cortar el petróleo ruso, los precios del gas en Estados Unidos probablemente se acelerarían. Los bloqueos por COVID en China están agravando los problemas de suministro y perjudicando el crecimiento de la segunda economía mundial.

Las anteriores señales de que la inflación de Estados Unidos podría estar alcanzando su límite no duraron. El aumento de los precios se desaceleró en agosto y septiembre pasados, sugiriendo entonces que la mayor inflación podría ser temporal, como habían sugerido muchos economistas -y funcionarios de la Reserva Federal-. Pero los precios volvieron a dispararse en octubre, lo que llevó al presidente de la Reserva Federal, Jerome Powell, a iniciar un cambio de política hacia unos intereses más altos.

Esta vez, sin embargo, varios factores apuntan a un pico de inflación. Los precios del gas natural, que se dispararon en marzo tras la invasión rusa de Ucrania, bajaron en promedio en abril y probablemente frenaron la inflación. También se espera que los precios de los autos usados hayan bajado el mes pasado. Las cadenas de suministro de los fabricantes de automóviles se han desenredado un poco, y las ventas de autos nuevos han aumentado.

Aunque los alimentos y la energía han sufrido algunos de los peores aumentos de precios del año pasado, los analistas suelen monitorear la cifra básica para hacerse una idea de la inflación subyacente. La inflación subyacente también suele subir más lentamente que el aumento general de los precios y puede tardar más en bajar. Las rentas, por ejemplo, están subiendo a un ritmo históricamente rápido, y hay pocos indicios de que esa tendencia se invierta pronto.

La inesperada persistencia de la alta inflación ha hecho que la Reserva Federal se embarque en lo que podría ser su serie más rápida de aumentos de tipos de interés en 33 años. La semana pasada, la Reserva Federal elevó su tipo de interés de referencia a corto plazo en medio punto, su mayor incremento en dos décadas. Y Powell señaló que se avecinan más aumentos de intereses.

La Reserva Federal de Powell está tratando de llevar a cabo la tarea notoriamente difícil -y arriesgada- de enfriar la economía lo suficiente como para frenar la inflación sin provocar una recesión. Los economistas dicen que ese resultado es posible, pero poco probable con una inflación tan alta.

Mientras tanto, según algunas medidas, los salarios de los estadounidenses están aumentando al ritmo más rápido de los últimos 20 años. El aumento de sus salarios permite a un mayor número de personas seguir, al menos en parte, el ritmo de los precios más altos. Pero los empresarios suelen responder cobrando más a los clientes para cubrir sus mayores costos laborales, lo que, a su vez, aumenta las presiones inflacionistas.

El reporte de empleo del viernes pasado correspondiente a abril incluía datos sobre la remuneración por hora que sugerían que los aumentos salariales se estaban ralentizando, lo que, si continúa, podría ayudar a aliviar la inflación este año.

No te pierdas las noticias más relevantes. Síguenos en Facebook.
LO ÚLTIMO
Testigo: Empleado de Walmart abrió fuego en sala de descanso; seis muertos

El gerente de un Walmart abrió fuego contra sus compañeros de trabajo reunidos en la sala de descanso de una tienda de Virginia, dijo un testigo el miércoles. Seis personas murieron en el segundo tiroteo masivo de alto perfil en el país en pocos días.

Renunció Chris Magnus

WASHINGTON (AP) — El jefe de Aduanas y Protección Fronteriza de EE.UU. renunció a su trabajo al frente de la agencia de aplicación de la ley más grande del país, ya que los agentes se encuentran con un número récord de inmigrantes que ingresan a EE.UU. desde México.

No se necesitará reservar para las visitas de un día a Yosemite en 2023

Poniendo fin a un requisito que ha estado en vigor durante los últimos tres años, el Parque Nacional de Yosemite no requerirá que la gente haga reservaciones el próximo año para las visitas de un día al famoso sitio de la Sierra.

Despega el nuevo cohete lunar de la NASA 50 años después de Apollo – FOTOS

El nuevo cohete lunar de la NASA despegó el miércoles en su primer vuelo con tres maniquíes de prueba a bordo, lo que acerca a Estados Unidos a volver a poner astronautas en la superficie lunar por primera vez desde el fin del programa Apollo hace 50 años.

El Tribunal Supremo rechaza otro caso de prohibición de bump stocks

El Tribunal Supremo volvió a rechazar el lunes escuchar una demanda que involucra una prohibición de la era Trump sobre los bump stocks, los aditamentos para armas que permiten que las armas semiautomáticas disparen rápidamente como ametralladoras y que fueron usados en el tiroteo masivo en el Strip de Las Vegas.