86°F
weather icon Mostly Cloudy

¿Puede una autopista servir de barrera entre casinos y escuelas? Una nueva ley dice que sí

Una ley destinada a mantener los casinos fuera de los vecindarios fue modificada durante la sesión legislativa de Nevada que terminó el mes pasado, beneficiando a una extensión de tierra al sur del Strip propiedad de un importante urbanizador de casinos.

Los legisladores aprobaron una enmienda al proyecto de ley 266 del Senado que modificaba una ley de 1997 que establecía requisitos de distancia entre la propiedad de un casino y una escuela o lugar de culto. El proyecto de ley 266, que abordaba principalmente la forma de calcular la cuota mensual de una licencia de juego, se aprobó por abrumadora mayoría sin debate público. El Gobernador Joe Lombardo la convirtió en ley el 14 de junio.

Los requisitos de distancia modificados ayudan a Red Rock Resorts, empresa matriz de la cadena de locales Station Casinos, con un terreno de 126 acres en la esquina suroeste de Cactus Avenue y Las Vegas Boulevard, aproximadamente a una milla al sur de South Point. El sitio, que Red Rock adquirió hace un año como parte de la reforma inmobiliaria de la empresa, está situado frente a Dennis Ortwein Elementary School, en Dean Martin Drive. La carretera interestatal 15 discurre entre la escuela y la propiedad.

La ley modificada establece que un establecimiento a menos de 1,500 pies de una escuela o edificio religioso puede obtener una licencia siempre que abarque 20 o más acres contiguos, se sitúe al menos parcialmente en el corredor de juego de Las Vegas Boulevard y el sitio propuesto y los vecindarios, escuelas o edificios religiosos estén separados por una autopista interestatal.

“Es una auténtica barrera”, afirma Michael Britt, portavoz de Red Rock Resorts. “La gente no va a cruzar la I-15 para ir a un casino. La intención original de establecer requisitos de distancia -en los que nuestra empresa cree firmemente- es mantener intacto el vecindario”.

La asambleísta Shea Backus, demócrata por Las Vegas, patrocinadora de la enmienda, no respondió a repetidas solicitudes de comentarios acerca de la enmienda y por qué no hubo debate público.

Britt dijo que Red Rock Resorts era consciente de que una pequeña parte del sitio quedaba fuera del corredor de juego que existe alrededor de Las Vegas Boulevard cuando compró el terreno en julio de 2022. Buscó el cambio legislativo para una mayor flexibilidad en el sitio, dijo.

Argumentó que el texto modificado puede aplicarse a cualquier otra posible urbanización a lo largo de Las Vegas Boulevard.

Red Rock Resorts no tiene planes públicos para urbanizar el sitio en un futuro próximo, aunque los ejecutivos han dicho que quieren duplicar la cartera de casinos de la compañía para 2030. En su lugar, está preparando varios grandes terrenos en todo el valle -en North Las Vegas, Skye Canyon en el valle noroeste, la comunidad Inspirada de Henderson y Summerlin- con derechos para que la empresa tenga “opcionalidad” en el próximo sitio que construya.

Su proyecto actual, el resort Durango, de 780 millones de dólares, abrirá sus puertas en el cuarto trimestre.

LO ÚLTIMO