95°F
weather icon Mostly Cloudy

Anuncio de Biden sobre vacunas de refuerzo de COVID fue prematuro, según expertos

A mediados de agosto, justo cuando la mitad de los estadounidenses estaban completamente vacunados contra el COVID-19, el presidente Joe Biden anunció que las vacunas de refuerzo se pondrían en marcha a partir del 20 de septiembre.

La confusión llegó. ¿Necesita todo el mundo una vacuna de refuerzo? Si es así, ¿cuándo? Estas preguntas siguen siendo objeto de debate.

“Creo que la opinión general –quizá no la de todos, pero sí la de muchos– es que el carro se adelantó al caballo aquí, y que esta ha sido, digamos, una forma atípica de proceder con las decisiones de política pública relacionadas con las vacunas”, dijo el doctor William Schaffner, miembro del panel independiente que asesora a los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades sobre las vacunas de refuerzo.

“Creo que en la comunidad de la salud pública se sigue debatiendo un poco si la persona promedio necesita un refuerzo ahora mismo”, dijo Schaffner, profesor de medicina preventiva y política de salud en la Universidad Vanderbilt.

Las terceras dosis están actualmente aprobadas en Estados Unidos solo para personas con sistemas inmunitarios grave o moderadamente debilitados, como los que tienen un trasplante de órganos o están en tratamiento contra el cáncer. La Food and Drug Administration (FDA) y los CDC aún no han sopesado las pruebas y mucho menos han tomado una decisión formal sobre la tercera dosis para el público en general.

Sin embargo, abundan las pruebas anecdóticas de personas que ya están recibiendo sus terceras vacunas, para consternación de Schaffner, quien dijo que un refuerzo inoportuno no producirá beneficios óptimos.

Anuncio de refuerzos

La controversia comenzó tras el anuncio de Biden el 18 de agosto de que una tercera dosis de las vacunas de ARN mensajero (las Pfizer-BioNTech y Moderna) estaría disponible a partir de la semana del 20 de septiembre. El presidente dijo que la tercera dosis era la mejor manera de protegerse contra la variante Delta, altamente infecciosa, y contra futuras variantes.

Ese mismo día, los máximos responsables de salud federal emitieron una declaración conjunta sobre los motivos por los que serían necesarias las vacunas de refuerzo, afirmando que estaban empezando a ver pruebas de una menor protección contra la enfermedad leve o moderada.

La protección contra la enfermedad grave, la hospitalización y la muerte “podría disminuir en los próximos meses, especialmente entre las personas que corren un mayor riesgo o que fueron vacunadas durante las primeras fases del despliegue de la vacunación”, dijeron en su declaración los funcionarios de la administración, incluida la doctora Rochelle Walensky, directora de los CDC, la doctora Janet Woodcock, comisionada interina de la FDA, y el doctor Vivek Murthy, cirujano general de Estados Unidos, entre otros.

“Por esa razón, concluimos que será necesaria una inyección de refuerzo para maximizar la protección inducida por la vacuna y prolongar su durabilidad”, se dijo. “Estamos preparados para ofrecer vacunas de refuerzo a todos los estadounidenses a partir de la semana del 20 de septiembre y comenzando ocho meses después de la segunda dosis de un individuo. En ese momento, las personas que se vacunaron completamente en la primera fase de la implantación de la vacuna, entre las que se encuentran muchos profesionales de salud, residentes de residencias de ancianos y otras personas mayores, serán probablemente elegibles para un refuerzo”.

Carro antes del caballo

Pero primero, la FDA debe realizar una evaluación independiente de la eficacia y la seguridad de una tercera vacuna. A continuación, el panel de los CDC del que forma parte Schaffner debe revisar las pruebas y hacer una recomendación.

Normalmente, estos pasos tendrían lugar antes de que se anunciara una línea de actuación. Esta vez no.

“Esta vez, ha funcionado como en la última administración, es decir, que se acaba de hacer esta proclamación ex cathedra (desde el trono) de la administración diciendo: ‘Esto es lo que vamos a hacer’, sin presentar los datos”, dijo el doctor Paul Offit, miembro del comité asesor sobre vacunas de la FDA y director del Vaccine Education Center at the Children’s Hospital of Philadelphia.

Offit no cree que las pruebas indiquen que una tercera vacuna esté todavía justificada para el público en general, si el objetivo principal de la vacunación sigue siendo prevenir enfermedades graves.

“Todos los datos que se han generado hasta el momento –todos los datos de palabras reales, los datos de observaciones– es que esta vacuna sigue haciéndolo”, dijo Offit. “Lo hace en estudios recientes. Lo hace contra la variante Delta. Lo hace independientemente de la edad o la comorbilidad. Incluso los mayores de 75 años siguen teniendo una excelente protección contra las enfermedades graves”.

Podrían pasar años antes de que la protección ofrecida por la vacunación contra las enfermedades graves comience a disminuir, dijo Offit.

“Entonces, ¿cuál es la prisa por administrar una tercera dosis de la vacuna?”, dijo. “El verdadero problema no es reforzar la vacuna. Es vacunar a los no vacunados”.

Dos de los principales reguladores de vacunas de la FDA dejarán la agencia por el anuncio de la administración de Biden sobre las vacunas de refuerzo, al considerar que no hay suficientes datos que justifiquen las terceras vacunas, informó el martes el New York Times.

¿Cuándo?

Sin embargo, la cuestión ahora no es si se ofrecerán vacunas de refuerzo, según Schaffner.

“Se trata de cómo, cuál es el momento, cuál es la prioridad”, dijo.

En el debate celebrado el lunes por el CDC’s Advisory Committee on Immunization Practices, del que Schaffner es miembro sin derecho a voto, se sugirió que las terceras vacunas probablemente se administrarían primero a las personas de mayor riesgo, como los trabajadores de salud y las personas en residencias de ancianos, seguidas de las personas mayores.

Sin embargo, Schaffner ha escuchado un informe tras otro sobre miembros del público en general que reciben terceras vacunas.

“No creo que sea perjudicial, en el sentido de que todos estamos, creo, bastante tranquilos de que recibir una tercera dosis no tiene más efectos secundarios locales o a corto plazo que recibir una primera o segunda dosis”, dijo.

Más preocupante para Schaffner es que algunas personas buscan una tercera dosis inmediatamente después de la segunda.

“Una duración más larga es mejor, en realidad”, dijo. “Hay que dar al sistema inmunitario un poco de tiempo para que pueda responder”.

Aunque las autoridades de salud estadounidenses dijeron el mes pasado que estaban preparadas para ofrecer terceras vacunas ocho meses después de las segundas, se está considerando un plazo más corto de seis meses o incluso cinco.

Biden dijo al hablar con el primer ministro israelí, Naftali Bennett, el viernes, que las autoridades de salud estadounidenses están considerando ofrecer un refuerzo solo cinco meses después de la segunda dosis. Israel ya ofrece vacunas de refuerzo a sus ciudadanos.

Más tarde, la portavoz de la Casa Blanca, Jen Psaki, aclaró los comentarios del presidente.

“Permítanme ser muy clara. El presidente confiaría en cualquier orientación de los CDC y la FDA y sus expertos en salud y medicina”, dijo Psaki, según una transcripción de la Casa Blanca.

“Si cambiaran sus orientaciones, basándose en los datos, para algún grupo en particular, él, por supuesto, las acataría”.

No te pierdas las noticias más relevantes. Síguenos en Facebook.
LO ÚLTIMO
 
Asociación de rentas de corto plazo demanda al Condado Clark y al estado por la regulación

Una ordenanza para autorizar, regular y hacer cumplir las violaciones de las rentas de corto plazo en el Condado Clark no incorporado “excede los límites” de lo que está permitido bajo las Constituciones de Nevada y Estados Unidos, alega una demanda presentada en el Tribunal de Distrito del Condado Clark.

Llega a Estambul un barco con grano procedente de Ucrania

El primero de los barcos que saldrán de Ucrania en virtud del acuerdo para desbloquear el suministro de cereales y evitar una posible crisis alimentaria mundial llegó el lunes a su destino en Turquía.

Comida prehispánica sobrevive a la modernidad en México

CIUDAD DE MÉXICO.- En México muchos de sus habitantes luchan por preservar los platillos de sus ancestros indígenas, que deben competir con los alimentos de nuestros tiempos como la pizza, la hamburguesa y las bebidas gaseosas.

Proponen reglas más estrictas para el agua del valle y tarifas más altas

Con la mayor reducción del uso del agua del Lago Mead en el horizonte, la agencia que rige el suministro de agua de Las Vegas quiere implementar reglas más estrictas para el uso del agua y posibles cobros más altos para los usuarios que usan más agua del valle.