38°F
weather icon Clear

Compradores de viviendas de primera vez se enfrentan al mercado al rojo vivo de Las Vegas

Amy Phinsee, compradora de su primera vivienda, sonrió cuando entró en una casa de dos plantas en North Las Vegas el pasado domingo.

La casa, que había iniciado su venta hace un día y por la que se pedían casi 199 mil dólares, estaba muy bien cuidada y recién pintada. Minutos después, su expresión fue menos entusiasta.

Phinsee estaba a la vuelta de la esquina viendo una segunda casa de la ciudad con un diseño similar. El propietario de esta vivienda de dos plantas, con un ligero olor a cigarrillo, pedía 210 mil dólares, y la casa necesitaba importantes reformas.

“No entiendo cómo esto puede costar 10 mil dólares más”, dijo.

Es una frase que Phinsee repitió mientras recorría la casa, y aun así acordó con su agente inmobiliario, Cassidy Cotten, hacer una oferta además de una oferta por la primera casa de la ciudad. Cotten le chocó los cinco y le dijo que ya verían qué pasaba. Y es que ambas propiedades ya habían recibido ofertas.

El mercado de la vivienda de Las Vegas se ha convertido en una competencia feroz para los compradores en los últimos meses, ya que la región experimenta un inventario récord y el aumento de los precios de la vivienda. Y la batalla para encontrar una casa es aún más difícil para los compradores por primera vez.

Compradores como Phinsee están aprendiendo a hacer ofertas a los pocos minutos de entrar en la vivienda aunque no sea su primera opción, mientras que otros envían cartas a los propietarios, cuyas propiedades están fuera del mercado, con la esperanza de que se les convenza para vender.

“Da miedo y es abrumador, y puede que se presenten algunas ofertas que sean rechazadas, pero si no se hacen esas cosas, no se conseguirá una casa”, dijo Cotten, de Simply Vegas Real Estate. “No va a caer en tus manos. Hay que ser agresivo en este momento”.

Sin rendirse

El número de viviendas residenciales del Valle de Las Vegas en el mercado el mes pasado fue de 2,237, un descenso significativo respecto a las más de siete mil viviendas de marzo de 2020, según un informe de Chicago Title Las Vegas. El informe no incluye las casas bajo contrato.

En un mercado normal, hay entre seis mil y siete mil listados activos en el valle, indicó Cotten, señalando que la competencia se ha convertido en “extrema”.

Mientras tanto, Chicago Title informó que la mediana del precio de cierre de la casa de reventa para una propiedad unifamiliar en marzo fue de 363 mil dólares, un aumento del 14 por ciento año tras año.

Adrienne Allen, un agente en Homie, comentó que este año está presentando más desafíos únicos que cualquier otro año en su carrera de dos décadas.

“Me siento mal por los compradores de vivienda por primera vez en este momento”, expresó Allen. “Es frustrante porque en realidad tenemos una tonelada de programas para compradores de primera vivienda que regresan y que en cierto modo desaparecieron con la última recesión”.

Maureen Saccomani, director de propiedad de vivienda en Neighborhood Housing Services of Southern Nevada, mencionó que la organización recibe una “demanda constante” entre los nevadenses para la ayuda de pago inicial.

Además de ofrecer servicios de educación y asesoramiento en materia de vivienda, la organización pone en marcha el programa Workforce Initiative Subsidy for Homeownership, o WISH, que proporciona una ayuda de cuatro a uno de hasta 20 mil dólares para el pago inicial.

Saccomani dijo que los fondos se liberan anualmente en abril y suelen desaparecer en septiembre. La semana pasada recibió la primera tanda de pre-aprobaciones del programa WISH, incluida la carta de aprobación para Phinsee.

“Hora de la cena”

El vegano Chris Skelton se encuentra en las primeras fases del proceso de compra de una vivienda. Skelton y su esposa, Jessica, han ahorrado 13 mil dólares a lo largo de dos años practicando una “responsabilidad fiscal extrema”.

“Guardamos nuestras declaraciones de impuestos (reembolsos), los cheques de estímulo… todo”, comentó.

Van a cambiar de prestamista después de que un segundo prestamista les informara la semana pasada que, de hecho, podían optar a la ayuda para el pago inicial. Sin la segunda opinión, habrían renunciado a la vivienda, aseveró Skelton.

“Lo más difícil, honestamente, es conseguir fondos para el pago inicial”, dijo, añadiendo que los ingresos combinados de la pareja están en el rango de los 70 mil dólares. “Estoy tratando de seguir siendo optimista en el programa de asistencia para el pago inicial, pero en última instancia, si no calificamos, vamos a tener que seguir rentando”.

Phinsee también empezó a ahorrar hace dos años para comprar una casa, un proceso que incluyó mejorar su puntuación de crédito y cambiar de profesión.

La madre soltera, que también está estudiando, era peluquera hasta que la pandemia la dejó sin trabajo cuando quiso solicitar el programa WISH, que requiere que el solicitante muestre al menos seis meses de historial laboral.

Así que Phinsee volvió a trabajar en la sanidad, sector en el que trabajaba antes de ser peluquera. Lleva nueve meses en su empresa, United Healthcare, y pudo optar a la subvención WISH, recibiendo su pre-aprobación la semana pasada.

“No estoy tan nerviosa ahora que me aprobaron el programa WISH porque me pone una cantidad mayor… pero es un mercado de vendedores, así que pagar más por una casa de lo que querría me pone un poco nerviosa”.

Está preocupada por encontrar una casa y notó la fila de compradores potenciales vista fuera de una casa abierta.

Recuerda que hace poco tenía previsto visitar tres viviendas con su agente inmobiliario Cotten. Mientras se dirigían a la segunda casa, Cotten recibió un mensaje de texto del agente del vendedor, informándole que éste había aceptado una oferta y la propiedad estaba fuera del mercado.

Dieron la vuelta al coche y se dirigieron al tercer anuncio.

“Estábamos caminando por la tercera casa y le pregunté a Cotten: ‘¿Qué te parece ésta?’ y me dijo: ‘Bueno, creo que era una buena casa, excepto que ahora está bajo contrato’”, contestó Phinsee. “Así de difícil es”.

Megan Aaron, residente de North Las Vegas, se ha enfrentado a una experiencia similar con las casas abiertas. Ella comenzó a buscar su primera casa después de calificar la semana pasada para un programa ofrecido por la Neighborhood Assistance Corporation of America.

“Ir a algunas de estas casas abiertas – ¿cómo puedo describirlo?” dijo Aaron. “Es como estar en la hora de la cena y en la boca del lobo al mismo tiempo, es mejor que tengas cuidado”.

No te pierdas las noticias más relevantes. Síguenos en Facebook.
LO ÚLTIMO
Se sortearán las solicitudes para los salones de cannabis

Nevada elegirá al azar el miércoles a los 20 solicitantes que recibirán licencias estatales provisionales para abrir salones independientes para consumo de cannabis, según la Junta de Cumplimiento de Cannabis de Nevada.

La bodega cubana Mercadito celebrará su gran apertura en UnCommons

Mercadito, una bodega cubana -o pequeña tienda de comestibles del vecindario- marca su gran apertura el jueves en la urbanización de uso mixto de 400 millones de dólares en el suroeste de Las Vegas.