98°F
weather icon Clear

Baja el gasto y propinas de visitantes en Las Vegas en medio de la pandemia

Muchos visitantes de Las Vegas están gastando menos que antes de la pandemia.

Los trabajadores de casinos se han dado cuenta.

Barb Licht, una dealer de craps en Venetian, afirma que las propinas “han caído mucho” desde que volvió a trabajar el 4 de junio.

Ella estima que sus propinas promediaban entre 150 y 200 dólares durante los días de semana antes de la pandemia, y más altas los fines de semana. Ahora, gana menos de 100 dólares en los turnos de entre semana.

Las multitudes más pequeñas y los asientos limitados en los juegos de mesa ciertamente juegan un papel importante, pero los expertos indican que algunos turistas tienen un monedero más ajustado en estos días.

“Si bien no hay duda de que algunos consumidores de alto valor han encontrado su camino de regreso a Las Vegas… hay una amplia mezcla de consumidores que finalmente están regresando”, mencionó Jeremy Agüero, director de Applied Analysis. “Estás recibiendo un montón de tráfico de coches … (que) va a ser un poco diferente en términos de perfil de gasto de lo que normalmente se vería”.

Gastando menos

Un informe de julio de Macquarie Research encontró que el 40 por ciento de los visitantes de Las Vegas gastan menos dinero durante la pandemia, mientras que el 50 por ciento no cambia sus presupuestos.

Otro 37 por ciento de las más de 400 personas encuestadas señaló que pasaría menos tiempo en Las Vegas debido al COVID-19, mientras que el 60 por ciento indicó que el virus no tendría ningún impacto en la duración de su estancia.

“Durante tiempos difíciles, los apostadores son más propensos a evitar los viajes costosos al Strip… o a gastar menos”, señaló el analista de Macquarie, Chad Beynon, en el informe.

Beynon anticipa que Las Vegas experimentará una caída en los gastos similar a la que ocurrió durante la Gran Recesión.

“La gente seguía viniendo, sólo que con un presupuesto más reducido y ese presupuesto más pequeño golpeó la industria más que nada”, le comentó Beynon al Review-Journal. “Aún no sabemos con certeza cuál será el impacto económico y de desempleo normal del COVID, pero creemos que podría afectar negativamente al gasto por visitante”.

Los datos de Earnest Research, una firma con sede en Nueva York que rastrea las compras con tarjeta de crédito y débito de millones de consumidores de Estados Unidos, muestran que hubo menos gastos discrecionales relacionados con los centros turísticos en Las Vegas este verano.

El gasto de los residentes y visitantes en medios de comunicación y entretenimiento durante la semana del 29 de julio se redujo en un 21 por ciento, en comparación con el año anterior. El gasto en viajes se redujo un 57 por ciento, y el gasto en restaurantes se redujo un tres por ciento.

Parte de este descenso se debe probablemente a la falta de negocios en grupo. Las Vegas ha dependido históricamente del gasto de los viajeros de convenciones y negocios, que a menudo pueden gastar en compras con tarjetas de crédito de la empresa. En 2018, el visitante promedio de una convención gastó 970 dólares, mientras que el visitante promedio de un viaje de placer gastó 792 dólares, según los datos de 2019 de la Autoridad de Convenciones y Visitantes de Las Vegas.

Pero la pandemia (y los mandatos estatales de limitar todas las reuniones de grupos a 50 personas o menos) ha paralizado los viajes de negocios e internacionales de los grupos. En junio, la ciudad no trajo ningún negocio de convenciones.

Los trabajadores de casinos afirman que ha sido difícil ignorar la caída de los gastos.

Una trabajadora a medio tiempo de un restaurante del Strip, a quien se le concedió el anonimato para proteger su trabajo, reveló que las propinas han disminuido en un 75 por ciento desde que comenzó la pandemia.

La hostess indica que sus propinas (un porcentaje de lo que los meseros del restaurante recogen) solían sumar unos 60 dólares por noche. Ahora, indica que tiene suerte si gana 15 dólares, a pesar de que los números de reservaciones se mantienen en los niveles anteriores a la pandemia.

Licht dijo que muchos de sus clientes habituales (y los que dan grandes propinas) son de estados con restricciones de viaje como Nueva York, que ahora requieren que los residentes se pongan en autocuarentena una vez que regresan de un viaje a Nevada. Ella ha visto menos de ellos desde la reapertura del Venetian.

La dealer de dados comentó que estaba ganando más dinero durante el cierre, cuando Venetian pagó a los empleados su salario base, más el promedio de propinas que hicieron entre el 1º de febrero y el cierre en marzo. “Ahora, es un poco más difícil”, agregó Licht. “Las propinas no son tan buenas”.

Representantes de Las Vegas Sands Corp., propietaria de Venetian, no devolvieron una solicitud de comentarios.

Pese a los ajustados presupuestos de algunos visitantes, los operadores de casinos dijeron que otros gastaron más en los últimos meses, ya que otras opciones de entretenimiento como eventos deportivos y conciertos siguen sin estar disponibles.

No está claro cuánto tiempo durará ese aumento. Los picos de gasto podrían haber sido influenciados por los cheques de estímulo y los beneficios adicionales de desempleo del gobierno federal.

Un servidor de cócteles de una piscina de un complejo turístico del Strip estimó que alrededor del 40 por ciento de las tarjetas de débito y crédito que toma son tarjetas de beneficios de seguro de desempleo de una mezcla de estados. Las tarjetas a menudo carecen de microchip y están marcadas con el nombre del estado de residencia del cliente.

Los beneficios de desempleo son un viento en popa

“No hay duda de que los beneficios de desempleo son un viento en popa”, consideró el director ejecutivo de Penn National, Jay Snowden, en una declaración de ingresos del 6 de agosto, añadiendo que no sabe “qué pasa si los cheques de estímulo se detienen o (son) reducidos de donde han estado en los últimos meses”.

Los 600 dólares extras en el seguro de desempleo semanal terminaron el 31 de julio, y los 300 a 400 dólares extras en beneficios de desempleo autorizados por el presidente Donald Trump podrían tardar meses en llegar a los consumidores y probablemente se enfrenten a desafíos legales.

Los ejecutivos de los casinos han dicho que confían en que los niveles de negocio son sostenibles, pero Agüero agregó que “no hay duda” de que los efectos del paquete de estímulo se desvanecerán significativamente a finales de agosto o septiembre, meses después de que muchos estadounidenses recibieran la primera ronda de cheques.

“Creo que eso va a afectar el gasto del consumidor, no sólo en hoteles y casinos, sino en todos los sectores de la economía”, concluyó Agüero.

Las Vegas Review-Journal / El Tiempo es propiedad de la familia del presidente y CEO de Las Vegas Sands Corp., Sheldon Adelson. Las Vegas Sands Corp. opera Venetian y Palazzo.

No te pierdas las noticias más relevantes. Síguenos en Facebook.
LO ÚLTIMO
“Nuestro futuro este de Las Vegas”

La concejal por el Distrito 3 de Las Vegas, Olivia Díaz, compartió un plan de desarrollo llamado “Nuestro futuro este de Las Vegas”, que busca iniciar una transición hacia la renovación de sus áreas públicas para hacer que sus residentes sientan mayor sentido de pertenencia en la zona donde crecen sus familias.

Interrogatorio e incertidumbre para los soldados que abandonan Mariupol

Rusia dijo el miércoles que casi mil soldados ucranianos de una gigantesca planta siderúrgica en Mariupol se han rendido, abandonando su tenaz defensa de un sitio que se convirtió en un símbolo de la resistencia de su país