61°F
weather icon Clear

Los nuevos gafetes CrisisAlert hacen que el personal se sienta más seguro

Siete meses después de que el distrito anunciara que distribuiría gafetes de alerta instantánea a los maestros para aliviar sus preocupaciones tras un repunte de la violencia, el personal de las escuelas del Condado Clark ha usado los gafetes unas 560 veces.

Y según el Distrito Escolar del Condado Clark, más del 20 por ciento de esas activaciones fueron involuntarias.

Los distintivos CrisisAlert, que se llevan en el cuello de los maestros y otros empleados, se implantaron en todas las escuelas del Condado Clark el semestre pasado tras una oleada de violencia que culminó con la violenta agresión a una maestra en Eldorado High School, presuntamente a manos de un alumno.

Cuando se presionan los gafetes, los empleados de la escuela pueden activar un cierre de la escuela o llamar a los administradores o a los agentes de recursos escolares para que acudan a su ubicación.

Los dispositivos se instalaron en todos los campus escolares a principios de noviembre y costaron unos cinco millones de dólares para su implantación y el primer año de suscripción, según declaró el distrito en un comunicado. Todo el personal de la escuela ha recibido capacitación sobre el uso adecuado de los gafetes, que se ofrecen a través de la empresa de tecnología de seguridad Centegix.

Pero Robert Bray, maestro de Las Vegas High School, dijo que la buena noticia es que el personal no ha tenido que usar el sistema en su campus este curso escolar.

“No hemos tenido que usarlo, y eso es reconfortante en sí mismo”, dijo Bray.

La violencia en cifras

Las tarjetas se han activado 564 veces desde que se pusieron en marcha en el distrito durante el verano, según una declaración del jueves del distrito, pero esas cifras no tienen en cuenta los múltiples empleados que pueden haber usado sus gafetes para reportar el mismo incidente.

Además, un portavoz del distrito dijo que los gafetes pueden ser usados para llamar a los administradores a un aula específica o un sitio en el campus, por lo que los maestros en las aulas contiguas ni siquiera pueden ser conscientes de que los dispositivos fueron usados.

Hasta ahora, según el distrito, el sistema no se ha usado para cerrar ninguna escuela. La mayoría de las activaciones estaban relacionadas con infracciones del código de conducta de los alumnos.

En abril del año pasado, el distrito dijo que hubo 5,700 llamadas al servicio en relación con peleas, riñas o agresiones y 1,300 incidentes combinados donde arrestos y sanciones se habían emitido en los campus de la escuela desde el inicio del año escolar.

Este año, las cifras de agresiones, cuando un individuo comete violencia física contra otra persona, son ligeramente superiores a las del año pasado, según el teniente de la policía escolar Bryan Zink.

Pero Zink dijo que el número de peleas, que pueden ocurrir entre dos individuos o un grupo grande de personas en el campus, se han reducido un 27 por ciento en comparación con esta época el año pasado.

“Estamos contentos de ver que los eventos disminuyen”, dijo.

Zink dijo que el efecto combinado de las medidas que el distrito tomó el año pasado para aumentar la seguridad escolar ha contribuido a la mejora de los números.

Los agentes de policía del distrito también tienen sus propios gafetes CrisisAlert, y Zink dijo que cree que ayudan a los miembros del personal a sentirse más cómodos y seguros en caso de que necesiten ayuda.

“En general, espero que todo el mundo se sienta más seguro”, dijo.

A pesar de reportar menos incidentes de violencia en su campus este año, Bray dijo que los educadores apreciaron el esfuerzo que se mostró en la implementación de los gafetes y hacer los campus más seguros, llamando al año escolar pasado “horrendo” en términos de violencia en las aulas.

John Vellardita, director ejecutivo de la Asociación de Educación del Condado Clark, dijo la pasada primavera que los gafetes de seguridad habían sido solicitados por miembros del personal de Eldorado High School tras el ataque a su compañera y que el gafete podría haber evitado lo que ella sufrió.

Pero los gafetes no se usaron en un incidente ocurrido el mes pasado en una preparatoria de North Las Vegas, en el que dos miembros del personal resultaron heridos en un altercado, según el presidente de otro sindicato local de maestros.

No es una garantía

El 16 de diciembre, dos miembros del personal resultaron heridos y tres menores fueron arrestados durante un altercado en Legacy High School, según un comunicado del distrito.

Vicki Kreidel, maestra de segundo grado y presidenta de la Asociación Nacional de Educación del sur de Nevada, dijo que le informaron que ninguno de los dos maestros involucrados en el altercado presionó sus gafetes, a pesar de que el maestro involucrado en el incidente estaba muy golpeado.

“Creo que en el caos ni siquiera pensaron en ello o no fueron capaces por alguna razón”, dijo. “Esa es mi preocupación: No siempre son fáciles de usar cuando pasa algo caótico y muy físico”.

El distrito no respondió de inmediato a una solicitud de comentarios sobre si los miembros del personal de Legacy High School habían usado sus gafetes durante el altercado.

Kreidel dijo que los botones de pánico no son una medida de seguridad preventiva, sino una reactiva que no impide que la violencia ocurra en los campus. Los gafetes fueron hechos para conseguirle ayuda a los empleados más rápidamente, pero como con el caso en Legacy, esa no es una garantía, dijo.

Además, Kreidel dijo que es común que ocurran incidentes violentos en las escuelas, pero si no llegan a las noticias, a los empleados se les dice que no hablen de ello.

“Ocurren cosas de las que el público no es consciente”, dijo.

Tras el altercado en Legacy, el distrito dijo en un comunicado que sigue centrándose en la seguridad de los estudiantes y el personal y perseguirá activamente todas las acciones legales contra cualquier persona que amenace o cometa actos de violencia en sus campus.

El distrito también hizo alusión a planes de seguridad y protección que ni siquiera el personal de la escuela conoce, y aunque es comprensible que el público sienta curiosidad por saber cuáles son esas medidas, “no le cuentas a un ladrón qué sistemas pusiste en tu casa para evitar que entren”, dijo Bray.

Como conclusión, Bray afirmó que, a raíz de estas medidas y de los pasos dados por la escuela para nombrar administradores competentes y tener a vigilantes de pasillo y policías en el campus supervisando a los estudiantes, la sensación en su campus es de seguridad, disciplina y de que los estudiantes saben lo que es aceptable y lo que no lo es este año.

“De verdad transformó la sensación de nuestro campus”, dijo. “Creo que todos los maestros dirían lo mismo. Ha sido realmente positivo”.

Activaciones del sistema de alerta instantánea

La mayoría de las activaciones de este año escolar estuvieron relacionadas con violaciones del código de conducta estudiantil, seguidas por haber sido oprimidos involuntariamente, simulacros e incidentes médicos, según el Distrito Escolar del Condado Clark.

Aquí está el desglose:

-242 violaciones del código de conducta estudiantil.

-128 presiones involuntarias.

-87 simulacros de pruebas o capacitación.

-74 incidentes médicos.

-16 amenazas al campus.

-12 llamadas por comportamientos sospechosos.

-5 llamadas de un estudiante abandonando el campus.

No te pierdas las noticias más relevantes. Síguenos en Facebook.
LO ÚLTIMO
¿Conseguirá por fin el noroeste de Las Vegas su propio campus de CSN?

El College of Southern Nevada está pidiendo dinero durante la próxima sesión legislativa del estado para seguir adelante con un proyecto que lleva mucho tiempo en marcha: un campus en el noroeste de Las Vegas.

Conoce a los dos empleados del CCSD que reparan los instrumentos musicales de las escuelas

No es habitual que un distrito escolar tenga su propio taller de reparaciones. Pero para el Distrito Escolar del Condado Clark -el quinto más grande del país, con más de 300 mil alumnos- resulta más económico que pagar la cuenta de enviar los instrumentos a un taller privado.

 
Just One Project abre su primer mercado en un campus del CCSD

Proyecto Just One abrió un mercado comunitario el viernes dentro de Garside Junior High School, su primer mercado en un campus del Distrito Escolar del Condado Clark (CCSD).

 
CCSD recibe su primer autobús escolar eléctrico en Las Vegas

El Distrito Escolar del Condado Clark presentó el martes el primer autobús escolar eléctrico de Nevada, que usará para sustituir a los autobuses escolares de diésel en un esfuerzo por mejorar la calidad del aire en las comunidades escolares.